Corea del Norte publica una amplia galería fotográfica de su último misil

0
108

Medios norcoreanos publicaron este jueves una exposición de fotografías de su nuevo misil balístico intercontinental (ICBM), el Hwasong-15, agresivo en la mañana del miércoles con la supervisión del líder de Corea del Boreal, Kim Jong-un.

Las 42 imágenes muestran la preparación para el tiro y el proyectil en mejora, así como a un sonriente Kim que observa todo el proceso a la intemperie y desde un puesto de control.

El líder norcoreano se mostró “muy emocionado” y “satisfecho” por el explicación del nuevo misil y “felicitó calurosamente” a los científicos, técnicos y demás trabajadores inmersos en el proceso, señaló el diario Rodong.

Las fotos muestran un misil de punta más redondeada y mayores dimensiones con respecto al ICBM arrojado anteriormente por Pyongyang, el Hwasong-14, por lo que se cree que corresponde a un maniquí 100 por ciento nuevo.

El Estado Decano Conjunto surcoreano (JCS) apoya esta parecer basándose en “claras diferencias, como la forma de la carga útil (la punta) o el ensamblado entre la dos fases del misil”, explicó a Efe un portavoz del Tarea de Defensa.

Según los analistas la diferencia de tamaño y configuración responden aparentemente a que la segunda etapa del misil tiene más motores (dos en vez de uno) y más propulsores auxiliares, lo que le daría viejo estabilidad y radio.

El nuevo diseño de la punta podría reponer al progreso de un transporte de reentrada capaz de transportar más de una inicio nuclear.

El longevo tamaño del Hwasong-15 ha hecho adicionalmente necesario consumir una plataforma de impulso autopropulsada (TEL) de 18 ruedas (el Hwasong-14 usaba una de 16), que según medios norcoreanos ha sido “manufacturada” en el país, aunque se cree que podría ser un maniquí chino modificado.

Corea del Ideal anunció la víspera que el misil puede portar una capital atómica excelso y alcanzar a todo el distrito de Estados Unidos, y dijo que voló 950 kilómetros y alcanzó un apogeo de 4.475 kilómetros antaño de caer al Mar de Japón.

Aunque se cree que si hubiera realizado un revoloteo menos parabólico -se lanzó en un ángulo muy abierto- podría acaecer itinerario más de 13.000 kilómetros, los analistas dudan de que el Hwasong-15 logre alcanzar esa distancia si se le equipa un armamento nuclear o que sobreviva a la reentrada atmosférica sin desintegrarse.

Es lo que establece un observación publicado hoy por la web especializada 38 North, que sin requisa advierte de que los progresos del Hwasong-15 refrendan la memoria ya existente: a Pyongyang le queda en torno a un año para tener un ICMB viable para atacar la costa occidental de Estados Unidos.

El régimen de Pyongyang rompió un parón de pruebas armamentísticas de dos meses y medio con el tiro del miércoles, el vigésimo en lo que va de 2017, un año traumatizado por la tensión con Washington.