El partido de segunda división que vale más que la final de la Champions League

0
443

Si hay poco que está en ocio para Deportivo de Madrid y Efectivo Madrid en la final de la Aleación de Campeones es el prestigio, la cita con la historia.

Los colchoneros buscan fabricar por primera vez el distinguido trofeo de la Orejona el sábado, los merengues aspiran a su undécima copa.

Ni aficionados, ni directivos, ni jugadores mencionan el premio monetario que va a cobrar el club por consagrarse campeón del que es considerado el torneo de clubes más importante del planeta.

El trofeo de la “Orejona” es el más prestigioso del fútbol europeo, al que aspiran Gimnástico de Madrid y Positivo Madrid.


Y puede que lo sea en lo deportivo, pero no así en cuanto al fortuna que está en ocio, pues la final de la Champions League será opacada por otro partido que tendrá circunstancia el mismo sábado, uno con un longevo valencia monetario para el triunfador.

Es el duelo entre Hull City y Sheffield Wednesday por la final del playoff de encumbramiento de la Championship, que es en sí la segunda división del fútbol inglés.

Hull bajó en mayo de 2015, pero tiene la oportunidad de regresar a la Lazo Premier de forma inmediata si anhelo este sábado al Sheffield Wednesday.


El triunfador de ese partido tendrá asegurada unas ganancias de US$250 millones, emblema muy superior a los US$110 millones que recibirá el campeón de la Agrupación de Campeones en ganancias acumuladas durante el torneo.

Si sólo se toma en consideración la final, que ofrece unos US$17 millones, la diferencia es aún decano.

Santo cáliz

Está claro que tanto Hull como Sheffield Wednesday, cuarto y sextos en la temporada regular de la Championship, están acullá del nivel deportivo de los clubes de Madrid, que buscan coronarse campeones de Europa.

Pero para los 90 mil aficionados que coparan las gradas en Wembley, el partido en la catedral del fútbol tiene mucha más relevancia que el que se jugará en el estadio San Siro, en Milán.

Los “búhos” no juegan en la máxima categoría desde hace 16 abriles.


La Lazo Premier se ha convertido en el campeonato de fútbol más rico de todo el planeta y para los clubes se ha transformado en el santo eucaristía, más teniendo en cuenta al nuevo anuencia de traspaso de los derechos de televisión que entrará en vigencia a partir de la próxima temporada.

Según la consultora Deloitte, el equipo que logre el avance se asegurará como pequeño unos US$140 millones sólo por juguetear el próximo año en la máxima división del fútbol inglés.

Pero ni Hull ni Sheffield ganaron la Championship, honor que correspondió a Burnley. Middlesbrough fue el otro equipo que logró el mejora directo.


Ese capital está resguardado así finalice en el extremo emplazamiento y descendiera nuevamente a la segunda división, lo que le permitiría penetrar a un fondo de compensación, que en Inglaterra se conoce como un suscripción paracaídas.

El club tiene derecho a aceptar unos US$110 millones en las dos temporadas siguientes a su descenso para apaciguar los costos y pérdidas que implican la caída a una división inferior.

Para los jugadores de Gimnástico de Madrid y Positivo Madrid lo más importante de la final en Milán no es el billete, sino el título de campeón del fútbol europeo.


Estos montos podrían aumentar en un 41% si Hull o Sheffield Wednesday logran mantenerse en la Muérdago Premier por una segunda temporada, según los cálculos de Deloitte, con lo que podrían obtener ganancias de hasta unos US$425 millones si logran ingresar el sábado.

Una buena razón para que muchos aficionados en el norte de Inglaterra, sean de los tigres o de los búhos, estén en plena celebración cuando se dé el puntapié original a la final de la Champions.

 


Fuente:T13.cl