Fiscalía indaga nueva arista en caso Caval por eventual lavado de activos

0
168

Una nueva arista surgió en el caso Caval: el lavado de activos. El Tarea Sabido de Rancagua se encuentran trabajando para establecer la existencia del mencionado delito que -según consigna hoy La Tercera– derivó de la indagatoria que se abrió tras la querella por estafa presentada por el patrón rancagüino Gonzalo Viario Concha en contra de los dueños de la empresa, Mauricio Valero y Natalia Compagnon.

Según la investigación, Viario Concha contrató los servicios de Caval para que realizaran un estudio minero y de seguridad informática, frente a un supuesto fraude del cual el patrón temía ser víctima.

Fue entonces que los persecutores interrogan al ex administrador de despacho y finanzas de Caval, Marcelo Carreño, quien declaró que “en la empresa se manejaban montos en efectivo y que a veces él no sabía de la procedencia de esos dineros”.

“Natalia Compagnon llegaba y me decía ‘me conseguí plata con mis tíos’, no remembranza si el capital ingresaba a Caval. Un día llegó con $ 100 millones en efectivo. El 12 de agosto de 2014. No sé con quién se consiguió esa plata”, testimonió Carreño.

Esto llamó la atención de los fiscales.

De acuerdo a la indagatoria, la inversión de estos mosca en efectivo en el sistema financiero podría exceder los $ 1.000 millones.

En esa itinerario, la fiscal Marcia Allendes en la audiencia de sobreseimiento de Sebastián Dávalos, el 23 de junio, señaló: “A Caval le pagaron más de $ 1.000 millones y ese billete no está… No está (…) oportuno a la intrincada forma como trabajaba Caval ha sido asaz difícil determinar la trazabilidad del fortuna, ha sido difícil seguir la huella en términos de impuestos y pagos”.

Lo que ha trascendido es que este patrimonio podría tener su origen en los pagos que Gonzalo Viario Concha hizo a Caval para estudiar eventuales inversiones mineras. Como los fueron copiados desde internet, los dineros obtenidos por la empresa tendrían un origen ilícito.

Por tal razón, el Tarea Notorio encargó diligencias al OS-9 de Carabineros para rastrear el mosca y enterarse dónde fueron invertidos. Asimismo, ofició al Servicio de Impuestos Internos (SII) solicitando las declaraciones de impuestos de Compagnon y Valero.