Gyvens: El inmigrante haitiano tiene dos barreras. El idioma y el color de piel

0
54

El ex Reggaeton Boys y presente patrón Gyvens Laguerre es uno de los miles de rostros de la inmigración en Pimiento. 

Agradecido por sus participaciones en televisión y por su clan musical, contó en el Ciudadano ADN su historia como inmigrante haitiano. "Llegué a las tres de la mañana del 26 abril de 1996", declaró, narrando que "el policía que me hizo el control en la PDI me preguntó dónde iba", y que un taxista lo dejó frente a La Moneda al comenzar su aventura en nuestro país.

Sobre sus formas de comunicarse expresó que "tuve que aprender muy rapido el español, en Haití se habla creol y francés, pero éste es un lujo y hay que tener dinero para hablarlo".

Sobre la educación, Gyvens señaló que "es buena, pero no gratuita", contando detalles inéditos de su vida. "Yo estudiaba y luego trabajaba de cobrador en una micro con un tío. Perdí a mi mejor amigo en la refriega civil", confesó.

"No fue nulo fácil para mi… El inmigrante hatiano tiene dos barreras: el idioma que es extraordinario, y la segunda es el color de piel", afirmó, agregando que "gracias a todo lo que he pasado es que ayudo a la multitud. Cuando llegas como inmigrante con una mochila cargada de sueños te encuentras con rocas que quieren derrumbarte" reflexionó.

"Yo hoy soy chlileno y lo defiendo a sucumbir… Es mi país por opción", finalizó.