Jorge Navarrete se adelanta a la Junta Nacional de la DC: “Lo que está pesando más es la sobrevivencia que la convicción y la coherencia”

0
118

El abogado, columnista y ex demócratacristiano, Jorge Navarrete, se refirió a la difícil situación por la que atravesará hoy la senadora Carolina Goic, en la Comité Doméstico de la DC.

“Ella hizo una apuesta, que tiene que ver con señalizar un camino, con mostrar un nuevo estilo donde la reivindicación ética aparece como algo fundamental, y por eso tomó decisiones con el objetivo de tener una postura clara y contundente frente a la posible candidatura del diputado Ricardo Rincón”, explica.

-¿Sigue sosteniendo que el próximo Presidente de la República no será un DC?

-Me parece que es más o menos evidente, más allá de un cierto contexto político y cultural que se da en el país, la opción que representa la DC está muy allí de suceder a segunda dorso y menos de liderar el proceso electoral de cara a la próxima selección presidencial. Creo que en Pimiento se da la paradoja de que los dos partidos más grandes de las coaliciones tradicionales que han monopolizado la política pública en Pimiento, la DC y la UDI, no van a ver por un buen tiempo un hombre o una mujer de sus filas instalado como Presidente de la República.

-¿Qué significa para la DC, un partido que si perfectamente ha perdido poder electoral desde los noventa sigue siendo relevante, transcurrir buscando apoyo o, quizás negociando, un pacto parlamentario con partidos como Ciudadanos o el PRO?

-Lo que está ocurriendo es fruto de la preocupación por no proponer la desesperación de un partido que se da cuenta que si enfrenta las próximas elecciones parlamentarias fuera de todo pacto electoral, de forma individual e independiente, es posible que pueda perder hasta un 25% o incluso un 30% de su representación parlamentaria. Para un partido como la DC, que viene cayendo sistemáticamente en su votación, cuestión que asimismo se ha reflejado en los resultados municipales y igualmente en el Congreso, este sería un decorado devastador, más todavía cuando las encuestas muestran que la candidatura Goic no solo tiene escasas posibilidades de producirse a segunda reverso, sino que incluso podría tener una votación similar a la que tendrían candidato como ME-O. Desde esa perspectiva, me parece a mí que lo que está pesando más es la sobrevivencia que la convicción y la coherencia.

-¿Qué le conviene más electoralmente a la DC?

-Por una cuestión casi de definición, en los términos, lo que más le conviene electoralmente es ir en una registro con el partido o el movimiento político que más apoyo ciudadano le pueda eventualmente congratular. Desde esa perspectiva, tanto el PRO como Ciudadanos son partidos de opinión pública pero que hoy no tienen ningún tipo de representación en el parlamento y son por lo tanto una desafío.

-¿Cree que Carolina Goic está efectivamente entre la espada y la horma?

-Creo que enfrenta un tablado confuso por razones que no solo respeto, sino que valoro. Ella hizo una desafío, que tiene que ver con señalizar un camino, con mostrar un nuevo estilo, donde la reivindicación ética aparece como poco fundamental, y por eso tomó decisiones con el objetivo de tener una postura clara y convincente frente a la posible candidatura de Rincón. Si efectivamente mañana en la acoplamiento este víscera corroborar esa opción, creo que Carolina Goic queda en una posición extraordinariamente compleja, no solo por la situación de ser ella la presidenta del partido demócratacristiano sino porque le pega a un eje fundamental de lo que ella ha tratado de transmitirle a los ciudadanos.

-En el caso de aprobarse la candidatura de Rincón, ¿sería inviable su candidatura?

-La candidatura de la DC, representada hoy por Goic, ha enfrentado una serie de dificultades, la mayoría de ellas externas, pero asimismo algunas internas, y este escena no solamente genera la solidaridad para el diputado Rincón de quienes creen en su inocencia, sino incluso de quienes no estando muy seguro de aquello, quieren hacer prevalecer cierto poder de los parlamentarios al interior de la DC e incluso, en tercer lado, alinea a aquellos que nunca estuvieron de acuerdo con la candidatura de Goic y ven en esto una oportunidad para propinarle una derrota de carácter interno. Y desde esa perspectiva, el resultado de esta trabazón es de pronóstico reservado.

-El Gute Martínez, Ignacio Walker y Mariana Aylwin, ¿ven como mejores luceros un eventual pacto con Ciudadanos?

-Hay un especie de dirigentes de partido que desde muy temprano quisieron ir a la primera dorso y no a las primarias. Esos dirigentes no creen que la DC debe seguir participando de la Nueva Mayoría o de una coalición de centroizquierda, al menos como hoy está definida, y por lo tanto me parece que desde esa postura política, ideológica y cultural, les debería resultar más cómodo o más natural el concurrir un pacto con Ciudadanos que hacerlo con el PRO. La DC se ha sentido más cómoda siendo la derecha de la izquierda y no la izquierda de la derecha