10 Inventos creados gracias a la ciencia ficción; el nuevo iPhone se lo debes a Star Trek

0
67

Si eres de los que piensan que ver series y películas de ciencia ficción solo es para nerds o tontos, estás muy inexacto pues en ellas, así como en los libros de este variedad, tenemos la semilla de muchos de los grandes adelantos científicos que ahora disfrutas.

Los siguientes inventos, de los cuales ya has utilizado varios, surgieron precisamente de algún a quien se le despertaron la imaginación y la creatividad gracias a las historias de mundos futuristas y viajes interplanetarios.

1. Teléfono celular

Todo lo que haces con tu teléfono y incluso lo que sufres para tener el nuevo iPhone se lo debes a Star Trek. Así es, pues desde sus primeros capítulos usaban el communicator, que era un dispositivo móvil para comunicarse.

Martin Cooper, el primero en inventar un teléfono móvil, se inspiró en este ingenio pues era fan de la serie, así que le debes mucho al Señor Spock y compañía.

2. Células madre

Células madre

Algunos pasajes de la novelística Un mundo eficaz, de Aldous Huxley, exploran este tema, y sirvió igualmente como inspiración para los investigadores que finalmente lo desarrollaron. ¿Quién dijo que estudiar es tiempo perdido?

3. Existencia potencial

Realidad virtual

Stanley G. Weinbaum, en su relación Pygmalion’s Spectacles, de 1935, describió unos anteojos que permitían ver, oír, tocar y hasta heder una película. Adicionalmente, los desarrolladores de esta tecnología todavía se inspiraron en Neuromante, de 1984, de William Gibson, y Snow Crash, de Neil Stephenson, de 1992, en la que aparece por vez primera el término “ávatar”, con el que se identifica a la representación potencial de una persona.

4. Internet

Cable

Tim Berners-Lee, considerado el iniciador de internet, se inspiró en el historia Dial F For Frankenstein, de Arthur C. Clarke, en el que varias computadoras se conectan entre sí y empiezan a “pensar” de forma autónoma, y igualmente en Neuromante, de William Gibson, en el que se da una explicación muy detallada de cómo funciona hoy en día internet, solo que esta obra salió en 1984.

5. La obús atómica

Bomba atómica

En 1914, H. G. Wells publicó su novelística El mundo libertino, donde señala que para 1933 se podría usar plenamente la energía atómica. Leó Szilárd, físico húngaro, manifestó acaecer ilustrado esta novelística en 1932 y ahí supo cómo crear la reacción nuclear en cautiverio, lo que hizo verdad, precisamente en 1933…

6. Alucinación a la Cristalera

Viaje a la Luna

En 1865, Julio Verne habló de un alucinación al secuaz en su novelística De la Tierra a la Reflejo, y en 1902 Georges Méliès lanzó la película Alucinación a la Espejo. Desde entonces estuvo en el imaginario colectivo hasta que se logró, aunque hay muchos que dicen que todo fue un montaje cinematográfico hecho por Stanley Kubrick.

7. Satélites

Satélite

Arthur C. Clarke habló de crear un adiátere, en un artículo de 1945, y en 1948 en su novelística El Centinela volvió a susurrar de ellos. No fue tomado en serio, pero 20 abriles a posteriori surgió el primer secuaz geosincrónico.

8. El submarino

Submarino

Simon Lake se inspiró en la novelística de Julio Verne 20 mil leguas de alucinación submarino para crear el Argonaut, primer submarino en realizar un alucinación exitoso en mar rajado.

9. El cohete espacial

Cohete espacial

Robert H. Goddard leyó La combate de los mundos, de H. G. Wells, lo que despertó en él la curiosidad por las cuestiones espaciales, tanto que en 1926 lanzó con éxito su primero cohete al espacio, y siguió trabajando hasta crear el programa Apolo, y con ello conquistar que el hombre llegara a la Reflejo.

10. El helicóptero

Helicóptero de Leonardo Da Vinci

Desde hace siglos, Leonardo da Vinci hizo algunos bocetos de una máquina voladora que pudiera ser el núcleo del helicóptero que hoy conocemos. Igor Sikorsky, pionero en el explicación de los helicópteros, leyó Robur el Conquistador, un relato de Julio Verne, de 1886, en el que deje de una máquina voladora con la capacidad de dar giros y explosionar de forma vecino. El inventor ruso en alguna ocasión manifestó:

Cualquier cosa que un hombre pueda imaginar, otro hombre puede volverla sinceridad.