20 Veces que estuvimos muy agradecidos con los diseñadores

0
95

¡Lo principal es impresionar! Vestirse, usar o tener poco que llame la atención, pero que al mismo tiempo nos sea de utilidad actos.

Por fortuna para todos, a los diseñadores todavía se les ocurren cosas que son bártulos y causan el sorpresa ¡WOW! Atraen miradas curiosas, porque son muy interesantes para mirar más de cerca. En la subsiguiente nómina conocerás 20 objetos comunes llevados al posterior nivel:

1. Este palangana.

 

2. Este refrigerador tiene estantes que giran, para que quepa todo.

 

3. Un teclado retro con estética steampunk

 

4. Un pinrel en lapicero par poder poner lo necesario solamente.

 

5. Fórmula de botella origami.

 

6. Bañera con paredes invisibles

 

7. La cama-libro definitiva.

 

8. Tuberías para tus gatos.

 

9. Escalera con forma de columna vertebral.

 

10. Arenero para relajarte mientras trabajas.

 

11. Lamparón que proyecta sombras de árboles.

 

12. Pecera para el cabezal de la cama

 

13. Botella con dibujo a doble cara.

 

14. Esta perilla sale de la puerta.

 

15. Una tostadora con ventana para ver el progreso.

 

16. Homer Simpson comiendo donuts de una escalera mecánica

 

17. Una lamparón que no termina de romperse

 

18. Cubertos re-imaginados por Salvador Dalí

 

19. Este estante de libros que aplica la fuerza.

 

2o. Yoda usa la fuerza para sujetar unos libros

¿Cuál fue tu diseño predilecto? ¡Déjanoslo enterarse en los comentarios! No te olvides de compartir esta exposición con tus amigos para que sepan que los diseñadores están en nuestro día a día y siempre nos pueden ayudar.

La entrada 20 Veces que estuvimos muy agradecidos con los diseñadores se publicó primero en Porque no se me ocurrio.