6 Sencillos estilos que te quedarán si estás gordito; el peso no está peleado con la moda

0
71

Zach Miko siempre quiso ser suerte de cine, pero su complexión robusta y su peso solo le han permitido tener papeles como extra en algunas producciones.

Pero en división de convertirse en una masa de músculos, como hemos gastado en tantos otros casos, decidió aceptarse y sacarle provecho: se convirtió en el primer maniquí masculino plus size.

Si eres alguno de peso y te preocupa la forma en que te ves, es hora de cambiar: acontecer de ser el clásico “gordito” con ropa holgada a ser todo un gallardo de talla holgado.

A continuación te presentamos los consejos de Zach para que empieces con tu transformación…

1. Look casual

Hombre con lentes de sol

Si se trata de dar un pequeño paseo por el vecindario, ir al cine o alguna salida simple, hay que acogerse a lo central: camiseta, jeans, tenis y antiparras. En el caso de la camiseta, elige colores neutros, o perfectamente, con estampados medianos. Asimismo se puede unirse con una chaqueta denim.

2. Para el invierno

Hombre con barba

Otro look primordial: camiseta, jeans y, obviamente, acompañado por un suéter o sudadera, y un cobijo. La recomendación es usar colores que contrasten, no vestir en un solo tono. Por ejemplo: jeans claros y asilo enfadado.

3. Look veraniego

Hombres en short

Shorts o bermudas, una camiseta o camisa que contraste, ¡y sagaz!, tienes tu outfit para el verano. Aquí obviamente valen los estampados y el colorido, así que solamente desidia que te atrevas a encontrar tus propias combinaciones.

4. Tipo rudo

Tatuaje en el brazo

Por lo regular, quien tiene unos kilos de más, resulta más acertadamente “tierno” a la demás familia, pero puedes tener asimismo un look de tipo rudo: viste de bruno, con camisetas, chamarras y jeans en este tono, o alguna tonalidad de plomizo. Lo más importante es la postura, pero si le puedes adicionar una bella motocicleta a este outfit, te vendría muy correctamente…

5. El leñador clásico

Look de leñador

Botas, jeans y la clásica camisa a cuadros, que puedes juntarse con una camiseta en tono vulgar. Si te pones asimismo un bonete y tienes la barba crecida, será más impactante tu apariencia.

6. El hipster

Estilo hipster

No podía agraviar este estilo: camisa, botines, unos jeans y, claro, un toque “especial”, como un sombrero. Debes incluir por supuesto los quevedos de pasta y dejarte la barba.

Ya lo sabes: que no te den pena esos kilos de más, ¡sal a resplandecer tu cuerpo!