7 Consejos para que vistas bien y luzcas impecable si eres un hombre alto

0
89

No existen prendas “mágicas” que te hagan brillar admisiblemente, todo depende de que se adapten a tu cuerpo y a las características que tengas, como ser detención, poco que para muchos se puede convertir en un problema, pues consideran que nulo les queda como quisieran. Si este es tu caso, no te preocupes porque aquí te daremos siete consejos con los que aprovecharás tu categoría para mostrar tu estilo al mayor.

1. Ajuste

Esto aplica para todos, pero si eres un hombre parada debes cuidar con peculiar atención el ajuste de tus prendas, ya que puedes deslumbrar descuidado, pues tu ropa estará llena de arrugas y la tela se verá caída y con bultos, lo que se notará más por tu talla. Si adicionalmente de suspensión, estás un poco pasado de peso, usar ropa holgada no disimula ausencia, al contrario, te hará fosforescer extraño.

Vestir ropa con el ajuste adecuado no solo sirve para centellear proporcionadamente, sino para sentirse cómodo, lo que tiene un impacto en tu seguridad. Cuida que la tela descanse sobre tu cuerpo, buscando un invariabilidad para que no te quede demasiado ajustada, pero siquiera muy holgada. Como es muy difícil que la ropa te quede perfecta cuando la compras, asegúrate de tener un modisto de confianza que pueda hacer los ajustes necesarios.

2. Mantenlo simple

Como tu cuerpo ya es prócer no necesitas colgarte cuanto adorno te encuentres. Recuerda que “menos es más”, así que usa un traje elegante pero simple y si quieres acompañarlo con poco más, solo ponte un asilo dispendioso. Para otras ocasiones, camisas con rayas ligeras y otras prendas en colores sólidos harán que luzcas consumado.

3. Siempre voluble

Esto tiene que ver con el punto preliminar, pues debes tratar de mantenerte veloz, ya que si usas prendas demasiado grandes y voluminosas, estas te darán un aspecto enorme y no es lo que estás buscando. Rebusca pantalones de borra fina con los que adicionalmente de verte admisiblemente, te sentirás mucho más cómodo todo el día.

4. Importancia emocional

Para un hombre detención y adicionalmente con unos kilos de más es recomendable perder peso, pero no porque la parentela te critique, sino por salubridad, pues encontrar ropa adecuada impacta en tu sanidad emocional, ya que al verte y sentirte mejor, verás grandes cambios en tu vida, así como en la forma en la que te perciben los demás.

5. “El bueno, el malo y el feo”

Lo “bueno” para un hombre parada son aquellas prendas que le dan una forma clara, limpia y definida al cuerpo. Eso pone a los trajes, blazers y abrigos deportivos exacto en la parte superior de la tira, ya que estos “enmarcarán” el cuerpo y harán que se vea perfectamente autónomo. Adicionalmente de las chaquetas, los pantalones suaves (a diferencia de los jeans) brindan un frente honesto, así como agradable y en climas más fríos, un asilo liberal es una excelente forma de causar una impresión sólida en todo el cuerpo.

Lo “malo” sucede cuando la ropa se vuelve más holgada y los contornos menos definidos. Eso significa que los hombres grandes deben tener cierta precaución cuando compran cosas como sudaderas y suéteres. Puede funcionar el frente plano sobre el barriga, al igual que poco que cubra la cintura del pantalón, pero necesita un ajuste agradable, ceñido y sin arrugas ni bultos.

La ropa deportiva es poco complicado. Obviamente, tiene sentido si estás haciendo deporte, pero en otros entornos parece demasiado informal y esto te puede dar la apariencia de un “holgazán vago”. Evita salir de casa con pantalones de chándal o camisetas deportivas, a menos que sea para ir al pabellón o salir a valer o para alguna negocio rápida en la tienda, pero que esta no sea tu apariencia de siempre.

Lo “malo” es cualquier prenda que combine un ajuste holgado, poca formalidad y “mucha carne”. Si tus piernas y brazos están desnudos, atrae toda la atención alrededor de tu centro, que enfatiza tu vientre y la región de la entrepierna/glúteos.  Deja fuera las camisetas sueltas, sin mangas y los pantalones cortos holgados. Esos no le quedan muy acertadamente a nadie y en un hombre robusto son especialmente poco benéficos.

En común, vale la pena evitar los pantalones cortos, pero si los usas, resiste la tentación de usar pantalones largos y holgados, pues la parte inferior de las piernas se verá como clavijas delgadas, lo que te dará una apariencia pesada en la parte superior. Los hombres más grandes se verán mejor si se ciñen a las mangas largas, así como los pantalones ajustados y seleccionan estilos más elegantes que agreguen un poco de clase a su apariencia militar.

6. Complementos

Los cinturones no son de mucha utilidad para los hombres con estómagos grandes y redondos. Oportuno a que la forma del estómago se estrecha, una bandada circular aproximadamente de él simplemente se deslizará, es como tratar de sujetar un collar rodeando de una pelota de baloncesto. Los tirantes evitan el problema por completo y dejan que la parte delantera del pantalón caiga de forma suave, sin amontonarla en la parte superior.

El traje de usar tirantes asimismo ayuda a comprar mejores pantalones, pues la mayoría de estos no viene con los anclajes internos para los tirantes. Puedes pedirle a un modisto que los agregue por un par de dólares o usar tirantes de metal con anilla, pero lo ideal es crear una colección de pantalones agradables que puedan soportar tirantes con ordenanza.

Si tienes una cara ancha, consigue un cuello encantado para verte mejor. La mayoría de las marcas designan cualquier cosa con una separación de más de 90 grados entre los puntos del cuello como una “extensión”. Algunos serán más extremos que otros, así que investigación una marca y un estilo que te guste. Los cuellos abiertos ayudan a nutrir tu rostro con un aspecto proporcional y igualmente te dan espacio para hacer un atún nudo de corbata magnate.

Un sombrero es una de esas grandes herramientas de estilo que convierten casi cualquier cosa en un “atuendo”. Al ponerte un sombrero elegante, estás demostrando que hiciste más que el pequeño esfuerzo cuando te vestiste. Eso disipa automáticamente cualquier suposición de “gordo = vago”. Todavía ganas un poco más de espacio derecho con un sombrero, lo que puede ser bueno para los chicos que son de complexión sólida. La corona del sombrero estira un poco más tu categoría total, lo que ayuda a “distribuir” tu peso un poco más.

En punto de jeans y una camiseta, que son propensos a subir y descender para exponer tu barriga y tu parte trasera, usa un mono para cualquier trabajo manual serio. Es un estilo masculino clásico; la parte delantera de la pechera ayuda a suavizar la apariencia de tu vientre. Eso sí, no uses los que son de color naranja brillante, a menos que vayas de búsqueda.

A menos de que quieras que te confundan con Santa Claus, usa una barba cuidadosamente recortada en torno a del mentón y la radio de la mandíbula que te ayude a reafirmar los rasgos de un hombre de rostro suave. No olvides darle mantenimiento: un tipo excelso con una barba prolija será trillado como elegante; un tipo prócer con barba incipiente por todas partes o barba rizada va a ser tomado por un lene.

La proporción es muy importante para un hombre ilustre. Cuanto más amplio seas, más grandes querrás que asimismo sean tus accesorios. Como superioridad adicional, la clan tiende a pensar que los accesorios grandes y gruesos (especialmente relojes y corbatas) son un factor de “poder” o que transmiten fuerza y presencia del beneficiario, que es exactamente lo que deseas asociar con tu tamaño.

Un solo plano de tela sobre el estómago pasión menos la atención que una pretina que contraste demasiado. Las camisas que se pueden usar desabrochadas tienden a restar importancia a la cintura, mientras que aquellas con dobladillos redondos y uniformes (en sitio de los estilos de “cola de pato”, que son más largos en la parte delantera y trasera) están hechas para cubrir la cintura del pantalón. Los polos a menudo se usan de esta forma, al igual que las camisas de verano con ordenanza.

Es menos probable que las camisas de manga larga con cuello se usen sin abrochar, pero los suéteres ligeros pueden cubrirlas para cumplir el mismo papel. En situaciones estrictas de vestimenta de negocios, no hay mucho que puedas hacer, cualquier cosa que no sea una camisa de vestir metida por en el interior es demasiado informal, sin secuestro, tu ropero social debe tener algunas buenas opciones de dobladillo sin rodeo para usar sin abrochar.

7. Conclusión

Vestirse acertadamente si eres un hombre espacioso y parada no es tan diferente que hacerlo con cualquier otro tipo de cuerpo. Más que nulo, se zócalo en la honestidad sobre tu figura y la paciencia para conseguir la ropa que positivamente te quede. Si estás dispuesto a designar los estilos que favorecen tu tipo de cuerpo y ajustarlos para que se adapten correctamente, te verás pulcro, elegante y acertadamente formado, sin importar tu talla.