Abuelita le cobra a su hija por cuidar a su nieto y le dice “yo no soy guardería”

0
59

Es poco popular que las abuelitas cuiden de los nietos cuando los padres tiene que ir a trabajar y siempre se ha pensado que no tienen por qué acoger ningún suscripción, ya que “es su deber”. Sin confiscación, una abuelita en Nueva Zelanda está rompiendo con esto, pues decidió que debía cobrarle una cuota a su hija por cuidar al pequeñito de un año, lo que ha despertado polémica entre quienes creen que es lo correcto y quienes afirman que no debe acoger el peculio.

A través de Reddit, la propia abuela compartió lo que está sucediendo, exponiendo sus argumentos para pedirle una remuneración a su hija por cuidar al pequeño de un año de años, lo que de inmediato generó tanto reacciones como comentarios positivos y negativos. Cuidar a un pequeño requiere darle toda la atención y el tiempo, y ella explica que asimismo tiene su vida, por lo que es puntual que le paguen.

Mi hija tiene 29 abriles y él, uno. Ella volverá pronto al trabajo, su marcha es de cinco días semanales, unas siete horas diarias y me ha pedido si puedo cuidar al pequeño dos o tres días. Por supuesto que estoy encantada de ocurrir tiempo con mi nieto, pero le he explicado que necesito que me pague 12 dólares la hora.

-Abuela en Reddit

No soy una jardín de infantes, tengo mi vida. Trabajo para mí y creo que ella debe entender que si voy a renunciar a ese tiempo, necesito metálico para cubrir las horas que dejo de trabajar, porque no puedo trabajar y cuidar al peque al mismo tiempo. Me ha contestado que solo serán dos o tres días a la semana, que los padres de su marido harán lo propio y que me dará comida. Quiero a mi nieto, pero como he comentado anteriormente, no soy una jardín de infantes.

No se trata de una cuestión de cariño o no con destino a el nieto, simplemente de inspeccionar el trabajo que los abuelos hacen y que de verdad merecen un suscripción, como se hace en cualquier jardín de infantes. De hecho, con la pandemia esto se puso de relevancia en Italia, donde el gobierno dio un “bono niñera” para retribuir a quienes cuiden a los hijos, incluidos los abuelos, y en México se retiró el subsidio a guarderías para entregarlo directamente a las madres y que ellas lo entreguen a las abuelas o demás familiares y amigos que cuiden de los pequeños.

Incluso en el dominio de vigor existe poco denominado síndrome del yayo cautivo, ya que cuidar a los nietos genera frustración y una sobrecarga. Adicionalmente, como mencionó esta abuelita, todavía ellos tiene su vida, sus actividades o simplemente desean descansar o salir y al tener a los pequeños durante siete o más horas al día, esto no es posible, por lo que no suena tan descabellado pedir un suscripción. ¿Tú qué piensas?