Alcalde de El Bosque: “Debemos asumir que hay que dar por cerrado el primer semestre del año escolar”

0
110

“Debemos asumir que hay que dar por cerrado el primer semestre del año escolar, y organizar todo para retomar las clases de manera intensiva en el segundo semestre”. Estas fueron las palabras del corregidor de El Bosque Sadi Melo en respuesta al debate generado en torno al regreso a clases.

Si admisiblemente no hay una término clara por parte del Servicio de Educación, se discute la posibilidad de retomar las clases en mayo, mes, en que el propio Minsal asegura que se alcanzará el peak de contagio.

Recordemos que fue el propio ministro de Educación, Raúl Figueroa, quien inició la polémica asegurando en un principio que “el 27 de abril las clases vuelven en forma presencial”, generando contradicciones en el propio gobierno y los alcaldes.

El corregidor Melo aseguró que “nadie puede saber con certeza a qué riesgos se exponen los estudiantes al retomar las clases en el momento más alto de la curva de contagio”. Y a su razón, retornar a clases en mayo es una señal equivoca ya que “en una crisis donde está en juego la vida de las personas, la tarea es poner el foco en cómo vamos a resguardar lo más posible la vida de los estudiantes”.

“Debemos aprender a vivir en una nueva realidad, donde los desafíos del país son muchos y difíciles. Esperar hasta el mes de julio para retomar las clases es un tiempo prudente, luego de pasar el peak de contagios”, manifestó el munícipe.

“Durante mayo se debe trabajar en perfeccionar el sistema de educación a distancia, en junio se convoca a mesa técnico pedagógica y social para que diseñe operación retorno y regulación de clases, y luego de eso, volver a clases desde el 20 de julio, de manera intensiva, hasta el 30 de diciembre”, agregó Melo.

Melo propuso adicionalmente que la subvención de abril, mayo y junio se pague como se pagó en marzo, y así dar sostenibilidad al sistema escolar municipal.

La Municipalidad de El Bosque administra 21 recintos educacionales en la comuna, con una matrícula cercana a 7.000 estudiantes, y en la presente se encuentra en su segunda semana de cuarentena total conveniente a la propagación del coronavirus.