Ante duplicación de casos de coronavirus en Chile, el Gobierno finalmente ordena cierre de fronteras

0
158

En cuestión de días, Pimiento ya está en la período 4 de la pandemia de coronavirus, lo que ha obligado a tomar medidas adicionales. Según lo informado por el Presidente Sebastián Piñera, tras la reunión de coordinación interministerial en La Moneda, ya hay 155 personas contagiadas. “Esta es la etapa más compleja, en que se produce circulación viral y dispersión comunitaria de esta enfermedad”, advirtió el Mandatario.

Entre las nuevas disposiciones adoptadas, el Mandatario anunció el obturación de fronteras desde el miércoles 18 de marzo, una medida similar a la adoptada por países vecinos como Perú y Argentina.

El ministro de Lozanía, Jaime Mañalich, admitió que “hemos tenido un crecimiento muy rápido” de 80 casos en 24 horas, y afirmó al momento de hacer una proyección que la curva “va a demorar no menos de ocho semanas y no más de doce semanas”.

De todos modos, destacó que hasta la data no hay víctimas fatales. Solo informó de dos casos graves en clínicas del intramuros parada de personas conectadas a ventilación mecánica.

Cuarentena y despensa

En este contexto, el Gobierno decidió dar una señal de mano dura frente a los casos de quienes no han cumplido la cuarentena. “El Gobierno está ejerciendo todas las facultades que le otorga la ley para castigar a quienes ponen irresponsablemente en riesgo la vida de los chilenos”, anunció el Mandatario.

Asimismo, Piñera hizo un llamado a la calma, y pidió no acopiar, evitando situaciones como las del fin de semana donde se vio imágenes de detención flujo en supermercados. “La cadena de abastecimiento y producción está funcionando con normalidad y no hay necesidad de sobreabastecerse”, dijo.

El Gobierno comunicó asimismo que se habilitó un fondo específico por 220 mil millones de pesos y el Presidente firmó un instructivo para trabajadores del sector conocido.

Estas medidas contemplan que todos los funcionarios públicos mayores de 70 abriles o que sean parte de un especie de peligro, cuando las circunstancias así lo exijan, podrán desarrollar sus labores de trabajo desde su hogar; los Jefes de Servicio podrán establecer medidas especiales para adoptar horarios laborales más flexibles y para fomentar el teletrabajo.

Asimismo, se realizarán solamente las ceremonias, eventos o actos públicos que sean estrictamente necesarios y con una décimo máxima de 50 personas en cada uno; y se restringirán los viajes al extranjero de los funcionarios públicos a aquellos que sean absolutamente imprescindibles.