Chef exhibe a ‘influencer’ que le pedía comida gratis y con menos seguidores que él

La guisa de hacer publicidad ha cambiado y ahora ya no es tan necesario poner un anuncio espectacular, sino que puntada con un video vírico en alguna red social, pero eso no quiere opinar que cualquiera lo pueda hacer.

Sabemos que hay personas que tienen millones de seguidores y pueden ser una buena opción, pero hay otros que tratan de aprovecharse de esto y piden cosas gratuito a cambio de “darles publicidad” a los negocios, aunque casi nada tengan un par de videos con unos cuantos me gusta.

Edgar Núñez es un agradecido chef mexicano, copropietario del Comedor Jacinta, encima de ser el cocinero y director ejecutor de Sud777, uno de los restaurantes más populares en la Ciudad de México.

Por supuesto que manducar en un extensión agradecido, donde un chef de clase mundial es el cocinero no es falta rebajado, así que a una chica colombiana, quien tiene un alucinación próximo a zona mexicano, le pareció buena idea el pedirle comida infundado al chef, a cambio de que ella haga algunas historias sobre el restaurante en sus redes sociales.

La chica en cuestión se apasionamiento Manuela Gutiérrez, y como planea saludar la Ciudad de México, pensó que tal vez podría obtener una comida de gorra en el restaurante de Edgar Núñez, pero lo único que obtuvo como respuesta fue una pronunciada risa.

Esto reactivó el debate sobre si está acertadamente o no que estas personas pidan comidas o productos graciosamente, y es que para muchos, como para el propio chef de esta historia, quien dice que no está de acuerdo en regalar su trabajo.

Algunas opiniones fueron en apoyo para Manuela, ya que dicen, “es su trabajo” y tiene que apañarse este tipo de negociaciones, incluso algún que asimismo se dedica a la cocina dijo que en estos tiempos, los influencers son una gran opción de publicidad para la industria restaurantera.

Sin secuestro, esto no convenció a Edgar, quien le contestó que si a él le interesa, entonces la contacte y le de la comida injustificado a la chica, porque él no lo hará, y es que adicionalmente su restaurante ha sido catalogado entre los 15 mejores de toda Latinoamérica, así que en existencia no necesita una “recomendación” en Instagram.

Por su parte, Manuela dijo que su intención solo era inspeccionar el restaurante y si había posibilidad de hacer el intercambio estaría aceptablemente, pero de todas formas quiere ir a engullir ahí, aunque todo se salió de control.

Nunca tuve las intenciones de que las cosas se malinterpretaran, mi único propósito era mostrar a mis seguidores un restaurante hermoso en México y que yo asimismo deseo conocer, porque a pesar de todo aún quiero conocer y espero hacerlo. Nunca quise insultar a nadie, ni querer “comer gratis”, solo pensé que podía ser una gran idea trabajar en conjunto y dinámico, pero al final no salió como lo esperaba, se transgiversó todo y bueno, ya saben el resto.

-Manuela Gutiérrez

Lo que sí es claro es que si Manuela quiere tomar en el restaurante de Edgar Núñez deberá abonar la cuenta, y seguir intentando en otros lugares el que pueda hacer el intercambio de comida arbitrario por sus publicaciones. No siempre puede funcionar, ¿o qué opinas?

Latest articles

345.4k Followers
Follow

Related articles