Contralor Jorge Bermúdez dice que «es imposible» investigar a Piñera por Pandora Papers: «No tenemos facultades para poder hacer un sumario»

0
55

Luego de las revelaciones del capítulo chileno de los Pandora Papers sobre el Presidente Sebastián Piñera, el contralor común de la República, Jorge Bermúdez aseguró que «es inverosímil» investigar el conflicto de interés del Mandatario con el polémico esquema minero portuario Dominga, reconociendo que el organismo no cuenta con las facultades para realizar esta bordadura.

«No tenemos facultades para poder hacer un sumario, hay otras vías para este caso, la vía contencioso o política, no es la Contraloría la encargada de hacer ese tipo de investigaciones, es muy difícil, encima nos pone en una situación que es inasequible», dijo Bermúdez en conversación con Tele13 Radiodifusión.

El contralor señaló que esta situación implicaría un gran conflicto «con la persona a la que estamos fiscalizando todos los días, es una situación muy compleja de poder manejar».

«El problema que tiene un caso como este, independientemente del problema temporal, es que se define como un concepto de, si fuera el caso, una situación que internacionalmente se definiría como aquella situación de corrupción donde hay altos dignatarios que están involucrados en el concepto que se denomina de ‘gran corrupción’, esa es la denominación internacional, por la importancia de los protagonistas y la entidad de los caudal que están envueltos», explicó el mandamás de la Contraloría Universal de la República.

«Pero un pájaro de ese tipo de corrupción, de la gran corrupción, es que normalmente queda sin ningún tipo de ratificación. Ese es el gran problema, es prácticamente increíble sancionar», agregó.

Ayer, pasadas las dos de la tarde, el Presidente Piñera salió al paso de las revelaciones en el situación de los Pandora Papers, señaló que “jamás he dejado de privilegiar el interés público por sobre cualquier otro interés” y “el hecho de ser Presidente me ha significado perjuicio en lo personal”.

En su intervención, Piñera intentó bajarle el perfil a la denuncia, negando todo conflicto de interés. Encima, señaló que no hay informes nuevos, y que todo fue materia de interés periodístico en 2017, incluso el nota sobre la cláusula de que el postrer suscripción estaba sujeto a que no se estableciera un radio de protección ambiental, y remarcó que el asunto fue zanjado en tribunales, a su cortesía.

El aparecido de la inculpación constitucional 

Desde el Congreso, el diputado de Batalla Humanista, Tomás Hirsch, comentó que “las declaraciones del Presidente Piñera no aclaran su décimo ni la de su comunidad en una operación realizada en un paraíso fiscal, en la que se beneficiaba directamente en caso de no aprobar que sea declarada reserva natural la zona donde se encuentra la minera Dominga».

«Siquiera explicó por qué Pimiento no firmó el tratado de Escazú, siendo que nuestro país fue uno de los promotores. Siquiera dejó claro por qué hizo gestiones personales para frenar a la minera Barrancones, que interfería con este negocio en el que estaba involucrado él, su clan y su amigo más cercano el Choclo Délano. Estas declaraciones nos reafirman que hay que hacer una investigación profunda y hacer todas las gestiones que nos competen como Cámara de Diputadas y Diputados, como lo es avanzar en una cargo constitucional”, finalizó.

“Los hechos que el país ha conocido nos parecen extremadamente graves y delicados y ameritan que la oposición ponga sus equipos jurídicos a disposición para iniciar el estudio de una acusación constitucional al Presidente. Vamos a recopilar mayores hechos y antecedentes que permitan fundamentar más la presentación”, dijo a su vez el diputado socialista Jaime Naranjo.

Por su parte, el diputado DC Gabriel Silber aclaró que “queremos avanzar con la oposición”, apuntando a que se trata de una ataque unitaria de todas las bancadas.

«Conflicto de interés del porte de una casa»

Esta mañana, el periodista Carlos Tromben explicó en El Mostrador en La Esencia la relación de Sebastián Piñera en la política y los negocios, señalando que el caso de la cesión de Minera Dominga en un paraíso fiscal da cuenta de que «hay conflicto de interés y negociación incompatible del porte de una casa, de un edificio».

«Para Sebastián Piñera, el Estado siempre fue un pillaje o una plataforma para hacer negocios adentro del ámbito privado de sus socios históricos. Esa conducta la vimos como senador, y a posteriori en su carrera a la Presidencia se mantuvo, incluso llegó a ser el saco mayor la Presidencia», dijo el autor del texto «Crónica secreta de la finanzas chilena».