Corpesca: las dudas y claves tras la salida de Arias

0
437
loading...

Por Christian Rendic

“Los fiscales deberán abstenerse de emitir opiniones y dar a conocer antecedentes de investigaciones a su cargo a terceros ajenos a la investigación, fuera de los casos previstos en la ley o en las instrucciones impartidas por el Fiscal Nacional”.

Este artículo –el 64 de la Ley Orgánica del Servicio Manifiesto- fue invocado ayer por el Fiscal Doméstico, Jorge Abbott, para remover del caso Corpesca (empresa del grupo Angelini) a Emiliano Arias.

Arias, quien hace poco protagonizó una polémica con el persecutor del caso SQM Pablo Gómez por la momento en que la fiscalía conoció los correos entre Pablo Longueira y Patricio Contesse –y que obligó a Abbott a reconvenirlo públicamente-, había sido designado a cargo del caso Corpesca en mayo, conformando equipo con Ximena Chong.

La investigación de financiamiento irregular de la política, que mezcla delitos tributarios, cohecho y fraude al Fisco,tuvo en la cárcel al senador ex UDI Jaime Orpis, hoy con arresto domiciliario.

En el postrero tiempo, salpicó a dos figuras de la DC: el diputado Iván Fuentes (independiente, pero cercano a esa tienda) y el senador Patricio Walker, los dos por la Región de Aysén. Incluso se incluye al ex RN Antonio Horvath en esta arista.

En el caso de los dos parlamentarios falangistas se investigan pagos de Fipes, una asociación de empresas pesqueras de Aysén –algunos gestionados por Walker-, con los que entre otros se financiaron los viajes de Fuentes al Congreso, durante la tramitación de la Ley de Pesca en 2012.

Pero no es lo único, ya que en abril Ximena Chong decretó diligencias tendientes a obtener información de agrupaciones gremiales de grandes pesqueras en el país, como la Tratado de Industriales de la Décima a la Duodécima regiones (Fipes), la Sociedad Doméstico de Pesca (Sonapesca) y los industriales pesqueros del Biobío.

Rápida audacia de Abbott

“La Ley de Pesca es una ley en cuya formación se cometieron delitos. Eso está con un nivel de justificación altísimo poliedro por la prisión preventiva. En consecuencia, en el proceso de formación de la ley hay corrupción”.

Esta es una de las respuestas que dio Emiliano Arias en una entrevista concedida este lunes al diario La Tercera. Adicionalmente, calificó de “feroz” el lobby de las pesqueras y la presión que éstas ejercen sobre los parlamentarios.

Fue una de las frases que sellaron su salida del caso.

Abbott ha calificado de “especialmente graves” las filtraciones de las causas, en sintonía con el incentivo que le hizo la clase política previo a su ratificación por parte del Senado.

El fin de las filtraciones era un anhelo de la clase política, al punto que se llegó a proponer una “ley mordaza” que consideraba multas y presidio beocio en su división imperceptible (61 a 541 días) a fiscales, funcionarios públicos y periodistas que revelaran detalles de una investigación, durante la nuevo tramitación de la Memorándum Corta Antidelincuencia. Si correctamente esta norma fue rechazada, el mensaje a la fiscalía ya había sido trasmitido con claridad.

Así, fuentes del Servicio Notorio aseguran a T13.cl que, más que estar inquieto por los avances de una investigación que sigue engrosando la serie de nombres involucrados en casos de corrupción (de hecho la ampliación de las indagatorias se decretó hace semanas), el Fiscal Doméstico consideró que Arias reveló información sensible.

“Su conflicto no iba por el lado de los avances, sino por la infracción al artículo 64 de la Ley Orgánica Constitucional del Ministerio Público, que fue modificada durante la tramitación de la agenda corta antidelincuencia”, resume una fuente de la Fiscalía.

Estas mismas fuentes agregan que fue el mismo lunes en la tarde cuando Jorge Abbott tenía ya zanjada la marginación de Emiliano Arias del caso Corpesca y la tolerancia de un sumario burócrata en su contra.

El “temor” y el error de cálculo de Arias

Hace más de tres meses asumió como fiscal regional de O’Higgins y desde ese cargo Emiliano Arias lleva el caso Caval.

Si perfectamente su salida de Corpesca golpeó esforzado en el Tarea Sabido, quienes han hablado con él en las últimas horas aseguran que está tranquilo y que considera que, por la forma en que se dieron las cosas, no queda en una mala posición frente a la opinión pública.

Con todo, fuentes que lo conoces intentan explicar la polémica entrevista que dio a La Tercera.

Según estas versiones, para Arias no fue último la determinación tomada por Abbott a mediados de julio: a pocos días de que se abriera la investigación contra Fuentes, Walker y Horvath, el titular del Tarea Manifiesto optó por reasignar la arista “Fipes” al fiscal regional de Aysén, Pedro Salgado.

“Creía que, tal como pasó en el caso de Fipes, le podían quitar la causa e intentó (con la entrevista) asegurarla… pero le salió mal”, resume un fuente cercana al fiscal Arias.

Las dudas respecto de su futuro quedan abiertas y una posible renuncia no se descarta.

Respecto del caso en sí, su frase “puede suceder más casos como el de Orpis y más pesqueras que hayan hecho donaciones”, es considerada en círculos judiciales como la advertencia de que saltarán más nombres de políticos al ruedo.

Fuentes de fiscalía apuntan a referencias que complicarían en particular a la DC.

Dudas que deberá despejar ahora Julio Contardo, el fiscal regional del Biobío que protagonizó un escándalo cuando, en 2009, le festejaron su cumpleaños 41 con odaliscas en dependencias de la fiscalía, hecho que terminó con sanciones.

Fuente:T13.cl

loading...