Crean en Ecuador una réplica de la Taberna de Moe de ‘Los Simpson’ y querrás visitarla

0
81

“Sonó, sonó, sonó, me llaman del Bar de Moe. En ese buen lugar me gusta beber alcohol” es la canción que seguramente tienen en su celular los fanáticos de la comunidad amarilla en Ecuador porque al escucharla, sí pueden ir a la taberna de la serie animada.

Junior Jara es un fresco emprendedor que viajó a Estados Unidos y se dio cuenta de que en ese país existen bares temáticos relacionados con Los Simpson, la caricatura creada por Matt Groening y que se ha vuelto el programa de televisión más liberal de la historia, y decidió hacer lo mismo, pero en la ciudad de Santa Ana de los Ríos de Cuenca, al sur de Ecuador.

Así fue como surgió la idea y el plan de La Taberna de Moe Cuenca, un bar que recrea el negocio del personaje Moe Szyslak. Desde la porte, se puede apreciar la exactitud de la réplica y al entrar, se encuentran más sorpresas.

Encima de tener la mesa de billar y el solaz de la máquina del acto sexual, la mostrador al fondo es una solaz muy similar de la que aparece en la serie animada. Incluso se pueden encontrar colocados en diferentes puntos del empleo los clásicos personajes de Moe, Barney Gómez, Lenny, Carl y hasta Homero Simpson disfrazado como el Hombre Duff.

El zona es divertido pero no solo es pura imagen, sino que verdaderamente puedes tragar una cerveza Duff, pedir botanas como papas fritas con aliño y asimismo manducar una hamburguesa Krusty. Jara pensó en todo al crear este bar.

La Taberna de Moe se volvió un gran atractivo para los habitantes de Cuenca, tanto como para foráneos que no desaprovechan la oportunidad de disfrutar una cerveza en este sitio caricaturesco.

El dueño ya tiene un éxito asegurado, pero no se va a conformar con el bar de Moe. Está considerando en el futuro inaugurar otro negocio que será la réplica del supermercado Kwit-E-Mart del personaje hindú Apu Nahasapeemapetilon. ¿Quizá tendrá Tarta de Reflejo, raspados Squishee, hot dogs grasientos y Chupe-lupes? Esperemos que así sea.

Replicar la cantina de Moe es una idea ocurrente que no se nos había ocurrido imitar y esperamos que pronto haya más tabernas como estas en todo el mundo. No van a poder sacarnos de ahí.