Dirección del Trabajo deja en el aire a quienes no puedan trabajar por cuarentena y desata lluvia de críticas

0
133

Este jueves, la Dirección del Trabajo (DT) emitió un nuevo parecer, el 1283/006, para fijar criterios de las relaciones contractuales entre trabajador y empleador en caso de la cuarentena total, la que fue decretada este pasado miércoles por el Gobierno, como medida para combatir el coronavirus.

Sin confiscación desde que se conoció su vigencia la polémica se extendió rápidamente. De esta forma a las 19.30 la directora (s) del Trabajo Camila Jordán salió a explicar de qué se trataba la disposición. Jordán explicó que la DT difundió tres dictamenes relacionados con la emergencia. “Si uno mira los tres dictámenes en su conjunto la idea siempre es promover la estabilidad en el empleo y promover que no haya suspensión del mismo. Por eso se establece la posibilidad de que las partes acuerden formas de cumplimiento en conjunto. En este sentido quiero recalcar la preocupación de la Direccion del Trabajo y de todos sus funcionarios con la protección de los trabajadores. Para eso hemos establecido vías remotas para solicitar fiscalizaciones y mediaciones”, dijo sin que quedara claro el punto más polémico del tercero de los textos, que el empleador está eximido de abonar el sueldo a su trabajador si este no llega a trabajar.

“Es una doctrina histórica y actual que existe hace 25 abriles y la ley existe como causal ‘caso fortuito o fuerza mayor’ es poco que está en la ley.Los tres dictámenes es que acuerden modos alternativos de cumplimiento de obligaciones laborales. Se verá caso a caso en cuanto el empleador o el trabajador lo requieran”, explicó Camila Jordán, dando a entender que la relación queda a merced de lo que acuerden empleador y trabajador. Pero la ley no ampara especialmente a este postrer.

Adentro de todas las disposiciones que incluye el documento de cinco páginas, hay uno que ha generado numerosas críticas e hizo arder las redes sociales .

Se trata del primer punto, el que dice “las medidas de cuarentena obligatoria, cordón retrete, así como la medida de aislamiento o de permanencia en las respectivas residencias entre las 22:00 y las 05:00 horas o igualmente denominado toque de queda, al ser actos de autoridad que responden a una situación de emergencia sanitaria, y concurriendo a su respecto los requisitos señalados precedentemente para configurar el caso fortuito o la fuerza viejo, resulta necesario concluir que exoneran a las partes de las obligaciones recíprocas que les impone el pacto de trabajo”.

Es sostener que ni el trabajador está obligado a cumplir sus funciones y a su ve el empleador no tiene que satisfacer las remuneraciones. Aunque el mismo informe dice que “la configuración de estos rudimentos, en el caso concreto, debe necesariamente ser analizada por los tribunales ordinarios de imparcialidad quienes, en definitiva, son los encargados de dirimir cualquier controversia a este respecto”.

Este punto, que está incluido en el documento, fue duramente criticado por el mundo político, el que consideran “aberrante”.

“Es una aberración el Dictamen de la Dirección del Trabajo, deja sin remuneración al Trabajador endosándole toda la carga de la Pandemia, sin ninguna carga para el empleador… las familias no pueden quedar en la indefensión!!!”, indicó la diputada Marisela Santibáñez (PC).

La diputada y presidenta de Convergencia Social, Gael Yeomans agregó lo mismo: es “una completa aberración que intenta que los costos de la pandemia la paguen las y los trabajadores. Como Frente Amplio presentaremos un recurso de protección contra esa sinvergüenzura. Han hecho lo que han querido 30 años. YA NO MÁS”.

El diputado Marcelo Díaz (Ind) dijo que “en Chile la Dirección del Trabajo se permite SUSPENDER la remuneración de trabajadores por la cuarentena. ¿En qué clase de país viven? Esto no es falta de criterios, es falta de valores. Es impresentable que en lugar de proteger a las y los trabajadores, se les castigue!”.

Claudia Mix, diputada de Comunes, tuiteó que este punto es “inaudito! Dirección del Trabajo dictamina q las y los trabajadores en cuarentena no tienen derecho a recibir el pago d sus remuneraciones. Estamos revisando en detalle el dictamen para tomar medidas. Las y los trabajadores y sus familias no deben pagar la crisis”.

En tanto, el senador Alejandro Guillier afirmó que “la Dirección del Trabajo del Gobierno de @sebastianpinera confirmó lo que todos sabemos: es el brazo armado del abuso. En vez de proteger a los trabajadores, permite que no se les pague el sueldo y lo anuncian a fin de mes. ¿Esto es lo que vienen planificando desde enero?”.

Su par en el Senado, Felipe Harboe dijo que “va en la dirección completamente contraria a la idea de la protección de trabajadores que estamos viendo a nivel de nuevos proyectos de ley”, agregando que “es el momento en que los trabajadoras y trabajadores lo están pasando mal, cuando hay mayor vulnerabilidad de los derechos laborales. Necesitamos que la Inspección del Trabajo esté del lado de los trabajadores”.

Es por esto, que hizo un llamado al Director del Trabajo, “a enmendar prontamente este informe. Necesitamos longevo protección gremial en estos momentos”.

Desde la Central Unitaria de Trabajadores (CUT) emitió un comunicado rechazando este informe, asegurando que “esta decisión administrativa del Gobierno deja a los trabajadores en la más absoluta desprotección respecto de sus ingresos en uno de los momento más complejos en la historia contemporánea”.

Por su parte el senador RN Manuel José Ossandón tuiteó que el documento es una “contradicción grave”, ya que “la DT hoy emite un decreto: quienes no puedan ir trabajar por cuarentena, no tienen derecho a recibir su sueldo. En todo el mundo se está protegiendo a los trabajadores, en Chile obligamos a que trabajen, sino son despedidos. Impresentable”, dijo

El resto del informe

Los otros puntos del documento emitido por la DT precisan que todas aquellas labores indispensables y esenciales para la población, según así lo determine la autoridad -sanitaria en este contexto- están exentos de apelar a los alcances del caso fortuito o fuerza anciano. Para este caso, expresa que será necesario la provisión de un salvoconducto o si se tratase del cordón retrete, un permiso que le de entrada al trabajador a el sitio donde labora.

Sin incautación, aclara que de no existir salvoconducto o permiso, el trabajador podrá adoptar con su empleador la prestación de sus funciones de forma remota en la medida que aquello sea posible.

Otro punto establece que los empleadores deben asegurar la protección de sus trabajadores. Considerando sus facultades puede aventajar o postergar el inicio y término de la caminata de trabajo, en caso de que esto pusiera en peligro a su subordinado. En este sentido, precisa que la remuneración se pagará en función de las horas trabajadas o durante las cuales el trabajador estuvo a su disposición.

El punto cuatro hace narración a que el empleador está exento de remunerar la remuneración de un trabajador que habiendo terminado su trayecto diaria decida permanecer en las instalaciones de la empresa a la aplazamiento del alzamiento de las medidas de aislamiento, como el toque de queda, por ejemplo. Sin incautación, todavía da la posibilidad de que las partes acuerden un pacto dispar o que el trabajador preste servicios en ese tiempo, sin que esto suponga que se exceda el techo diario de horas trabajadas.

Por extremo, se deberá avalar la asignación de movilización si se tuviera pactada individual o colectivamente entre las partes. En este punto, el juicio sugiere que este beneficio debe pagarse a todo trabajador que se haya presentado en el extensión de trabajo, aunque se le haya hecho calar antiguamente del inicio del turno, como incluso a aquellos que habiendo llegado al división de trabajo no presten la totalidad del servicio por ser devueltos a sus casas.