Dos mujeres en Florida se disfrazan de abuelitas para recibir vacuna contra el COVID-19

0
41

El coronavirus no ha dejado de dar de qué musitar desde que se declaró alerta mundial, y lo mismo pasa con la aplicación de la vacuna contra esta enfermedad, pues incluso es objeto de múltiples informativo, como la que veremos a continuación.

Todos queremos que las cosas comiencen a cambiar y aunque poco a poco se han ido retomando las diferentes actividades a las que estábamos habituados antaño de la aparición del covid-19, somos conscientes de que aún podemos contagiarnos del virus. Por esta razón esperamos ser vacunados lo antaño posible.

Tal es el caso de Olga Monroy-Ramirez y Martha Vivian Monroy, de 44 y 34 abriles, quienes no son candidatas a la vacuna adecuado a su años, pues la prioridad por el momento es para los adultos mayores de 65 abriles, personal de hogares de ancianos, trabajadores de la salubridad y de las instalaciones de vida asistida.

Aparentemente, estas dos mujeres ya habían recibido la primera dosis de vacuna contra el covid-19 porque se presentaron en el puesto de inmunización disfrazadas de abuelitas: llevaban puestos gorros, guantes y anteojos, con los que engañaron a los trabajadores de la salubridad. Sin bloqueo, no pudo ser posible una segunda vez, pues este miércoles 17 de febrero fueron descubiertas en el Centro de Convenciones del Condado de Orange en Florida, y el Dr. Raúl Espino, director de esta institución, hablo al respecto.

Así que el miércoles nos dimos cuenta de que un par de señoritas vinieron disfrazadas de abuelas para vacunarse, la segunda vez. Así que no se cómo lo lograron la primera.

-Espino

Las señoras fueron captadas por una de las cámaras corporales que portan los oficiales que están al irresoluto de quién entra y sale del centro de inoculación. En el video se aprecia a las dos mujeres siendo confrontadas y tachándolas de egoístas. Encima, es posible escuchar al oficial de policía reclamarles que ellas le han robado la vacuna a personas que la necesitan más y que hasta pensaban recibirán su segunda dosis.

Al final, las dos mujeres se retiran del circunstancia con una advertencia policial y una amenaza de ser arrestadas si volvían a ese centro de inoculación o a cualquier otro a intentar aceptar la segunda dosis de la vacuna.

Periódicos como el New York Times anunciaron que posteriormente de que las personas mayores esperaron durante días para tener parte sobre una cita de inoculación luego de favor enviado solicitudes para que la vacuna en Florida fuera “gratuita para todos”, no se llegó a muchos acuerdos al respecto. Quizá la información fue sesgada, lo que sí es importante insistir es que debemos respetar las prioridades, pues hay que memorar que fielmente todo el mundo está esperando cobrar vacunas y el abasto de estas es poco que no ha sido muy fluido.