El gobierno de Cuba tacha de “retroceso” la nueva política de Estados Unidos hacia la isla anunciada por Donald Trump

0
667
loading...

El gobierno de Cuba calificó este viernes como un “retroceso” el anuncio del presidente de Estados Unidos, Donald Trump, de restricciones en la política alrededor de la isla.

En una explicación escrita, el gobierno de Raúl Castro dijo que la “retórica hostil” del mandatario estadounidense va en perjuicio de las relaciones entre los dos países.

  • Donald Trump “regresa a la retórica de la Guerra Fría” al deshumanizar la política de Estados Unidos en dirección a Cuba

“Nuevamente el gobierno de Estados Unidos recurre a métodos coercitivos del pasado, al adoptar medidas de recrudecimiento del aislamiento”, dice el texto.

“No solo provoca daños y privaciones al pueblo cubano y constituye un innegable obstáculo al desarrollo de nuestra economía, sino que afecta también la soberanía y los intereses de otros países, concitando el rechazo internacional”, sostiene el gobierno cubano.

Trump presentó nuevas medidas para confinar el comercio estadounidense con empresas de la isla, en particular las vinculadas a las Fuerzas Armadas cubanas.

  • ¿Qué es Gaesa, el consorcio empresarial de los militares de Cuba señalado por Donald Trump?

“Lograremos una Cuba libre”, dijo Trump en medio de aplausos en un audiencia en Miami, el bastión de los exiliados de Cuba.

Para el gobierno cubano, este viraje de política tiene un “pretendido objetivo de privar de ingresos” a la isla, pero adicionalmente cancela políticas como los intercambios en educación, y ejerce una “mayor fiscalización” a los viajeros estadounidenses que visitan la isla.

“Se restringe aún más el derecho de los ciudadanos estadounidenses de visitar nuestro país, ya limitado por la obligación de usar licencias discriminatorias”, criticó el gobierno cubano.

Fracasarán”

Desde su campaña electoral, Trump había prometido echar debajo las políticas que impulsó el presidente Barack Obama con el gobierno de Cuba desde 2014.

Raul Castro

Aunque este viernes dijo que iba a “cancelar el acuerdo completamente desequilibrado del gobierno anterior con Cuba”, en concreto presentó solo un par de restricciones.

Una es para hacer negocios con las empresas administradas por los militares cubanos y otra para imponer de forma más estricta las limitaciones de alucinación a la isla que ya rigen sobre los estadounidenses.

  • “Por suerte no tocó ni los viajes ni las remesas”: cómo recibieron en Cuba el cambio de políticas de Donald Trump para la isla

Para el gobierno cubano, estas medidas “están destinadas a fracasar”.

“Cualquier estrategia dirigida a cambiar el sistema político, económico y social en Cuba, ya sea la que pretenda lograrlo a través de presiones e imposiciones, o empleando métodos más sutiles, estará condenada al fracaso”, dice la testimonio.

Aún así, el gobierno de Cuba dijo que “reitera su voluntad de continuar el diálogo respetuoso” con Estados Unidos.

loading...