Exvocero del movimiento Defendamos Chiloé por costos extras del Puente Chacao: “Es un espectáculo vergonzoso, un despilfarro de fondos públicos”

0
127

El anuncio del Presidente de la República Sebastián Piñera en su recepción a Los Lagos de que “el puente sobre el canal de Chacao va”, fue un balde de agua fría para los habitantes de Chiloé que se han opuesto al esquema. Pero la confirmación desde el Empleo de Obras Públicas de que se pagarán costos extra a la empresa coreana Hyundai –acuerdo que debiera mantenerse sellado durante febrero- aumentó el malestar de los detractores de la ambiciosa construcción que pretender unir la isla con el continente.

Según Juan Carlos Viveros, propagandista ambiental y exvocero de Defendamos Chiloé, lo ocurrido en las últimas semanas con el puente se trata simplemente de “un espectáculo vergonzoso, un despilfarro de fondos públicos”.

“Aquí lo que ha habido es una novela que partió mal, que se licitó mal. Grandes economistas de derecha, izquierda, centro e independientes, dijeron que ese puente iba a costar el doble o el triple de lo licitado, que el contrato de suma alzada no era el correcto, que solamente el alza del dólar los iba a hacer incurrir en tremendas pérdidas a quien se lo adjudicara. Y está ocurriendo lo que todos sabían”, dijo el provocador ambiental a Diario Puerto Varas.

Unido a otras irregularidades asociadas, como la error de un proceso de décimo ciudadana y de una consulta indígena, Viveros recuerda asimismo que “el proyecto tiene acusaciones graves de ilegalidad y de corrupción, en el proceso previo a la licitación, durante la licitación y posterior. Es sabido por todos el caso de OAS (redes políticas en Chile de la empresa que pagó millonarias coimas en Brasil), el caso de corrupción entre Hyundai y OAS cuando eran socios en el proyecto, que creemos que es la causa verdadera por la que todo se ha demorado y que además es la que permite que se ponga fin al contrato y cobrar la garantía con la cual el Estado chileno no perdería ni un centavo al detener el proyecto”.

El exvocero de Defendamos Chiloé remarcó que la paralización de las obras no ha tenido ningún impacto en la isla y puso en duda el beneficio crematístico que representaría su construcción. “Aquí nunca llegó el empleo prometido. El ministro Alberto Undurraga prometió entre 2 mil y 4 mil empleos. Hay 14 chilotes trabajando. Es una cosa impresionante como mienten, como tergiversan y manipulan para defender un proyecto que ya en la opinión pública se cayó (…)  No hay ningún estudio que lo sostenga, solamente frases cliché, frases al voleo que tiran permanentemente por los medios y que algunas organizaciones han comprado pero que en la realidad no existen”.

Identidad insular

De acuerdo a una indagación realizada por el Centro de Estudios Sociales de Chiloé (CESH), más del 85% de la población el archipiélago no considera prioritario el puente sobre el canal de Chacao.

Según Viveros, esta postura asegura a la obligación de preservar la identidad insular de Chiloé. “Frases rimbombantes como ‘la obra más grande de Sudamérica’ a nosotros los chilotes no nos importa”, señala. A su madurez, lo prioritario es que el Estado responda a otras evacuación básicas que llevan esperando por décadas, como la yerro de agua potable rural, hospitales y consultorios.

En materia de transporte, recordó que el archipiélago de Chiloé tiene cerca de 45 islas que necesitan mejor conectividad con la isla ilustre, y a la vez reparar los caminos rurales “que están en un 70% destruidos”.

“Y no anexar a Chiloé al continente con un proyecto impuesto y centralista dictado desde Santiago por un Presidente de la República, sin estudios de impacto ambiental, cultural, ni social y ni siquiera económicos”, remata.