Felipe Irarrázabal y cierre del caso pañales: "Era improcedente ejercer acciones legales"

0
451
loading...
loading...

Este viernes, la Fiscalía Nacional Económica (FNE) informó que decidió cerrar la investigación en torno a una eventual colusión en el mercado de pañales.

La entidad concluyó que no se desprenden principios que permitan entablar una bono frente a el Tribunal de Defensa de la Vacuo Competencia (TDLC) y que, por otra parte, “a la momento de recibimiento de la misma por parte de la Fiscalía ya se encontraban prescritos y era improcedente, en apreciación de la Fiscalía, practicar acciones legales”.

Delante esto, el fiscal doméstico crematístico, Felipe Irarrázabal, habló con Teletrece sobre los alcances del cerrojo de la investigación y las críticas que ha recibido la FNE por parte de la ciudadanía y de otras instituciones.

—Hoy se dio a conocer el archivo de una investigación por prescripción que tiene que ver con el caso de los pañales, ¿por qué se decide guardar la causa? 

“La Fiscalía inició una investigación de oficio y en el contexto de esa investigación recolectamos antecedentes de acuerdo a contactos entre dos empresas en el mercado de los pañales, específicamente Kimberly Clark y CMPC. Y el foco de esa investigación fue conocer los efectos de ese acuerdo y producto de esa investigación logramos determinar que esos efectos no habían llegado más allá del 2009 y en virtud de eso tomamos la decisión de cerrar la investigación porque habían prescrito estos acuerdos o contactos”.

—Ustedes, cuando tienen historial de esta información, de que existía un acuerdo, un aproximación entre ambas empresas respecto del mercado de pañales…, cuando toman esa información dicen ‘desde tal vencimiento es el posterior acuerdo’ y se dan cuenta que en esa término ya estaba prescrita. Luego, lo que hace la investigación es ver si los bienes de esa conducta siguieron a posteriori de eso para poder echar a valer desde allí la prescripción. Explique eso…

“Nosotros, en el contexto de la investigación, analizamos los contactos entre estas dos empresas, entre el 2002 y el 2009, y cuando recibimos esos antecedentes, aplicando las reglas de prescripción, esa posible infracción estaría pescrita y focalizamos nuestros esfuerzos como Fiscalía en analizar si se habían producido o no efectos con posterioridad al 2009 a propósito de esos acuerdos, de esos contactos. Y la conclusión que arrojó la investigación de cerca de un año es que no había efectos posteriores y eso nos llevó a cerrar la investigación por prescripción”.

—¿Siquiera hubo informes que demostraran que siguieron en reuniones a posteriori de 2009?

“Vimos, también analizamos, efectivamente, cualquier contacto y la entidad de ese contacto para determinar si podíamos de alguna forma ampliar el plazo y encontrarnos sin la prescripción, y el resultado de eso es que esos contactos, acuerdos, en temas de precios de pañales a juicio de la Fiscalía y en base a los antecedentes del caso concreto habrían terminado en 2009”.

—¿Por qué, cuando se decide hacer el requerimiento del Tissue, que tiene a una de estas empresas involucradas, se decide separar esta parte? ¿Cuál es la explicación para dejar dos casos distintos, cuando la información estaba al mismo tiempo?

“Eso tiene una explicación sencilla. Son distintos actores, distintos productos. Y entonces, en lo que son las investigaciones de carteles, de abusos, siempre hacemos una separación por mercado”.

—¿Pero esa valentía no afectó este resultado de hoy, donde se archiva la investigación?

“No, en ningún caso. Los antecedentes que recibimos nosotros de estos contactos ya estaban prescritos cuando fueron recibidos por la Fiscalía”.

—¿Utilizaron la investigación para ver si habían seguido los bienes?

“Tratamos de ser doblemente diligentes y justamente lo que buscamos fue revisar los efectos, y en los efectos nos dimos cuenta que no se habían materializado o producido, de manera que tuvimos que cumplir con el plazo de establece la ley en materia de prescripción”.

—¿Hubo colusión en el período que sí alcanzaron a indagar?

“Lo que pasa es que la infracción de colusión que es una cuestión que determina el tribunal, se puede producir por el solo hecho de los acuerdos en relación con una variable competitiva pero podría no producir efectos e igual se estaría frente a una hipótesis infraccional. Así que lo que sí, de la evidencia económica en relación a lo que viene después del 2009 sino que en ese período es que no se veía un cumplimiento, seguimiento ni tampoco un monitoreo y en ese sentido hay un claro contraste entre este acuerdo, el de pañales, y el de papeles, porque el de papeles es un acuerdo que produjo un efecto, había un monitoreo y eso se reflejaba en las cifras económicas respecto a los actores del mercado”.

—La FNE ha recibido críticas por el hecho de que, sabiendo que existía esta situación en torno a los pañales, no se hizo nulo. ¿Qué asegura al respecto?

“Nosotros lo que tenemos que hacer, y hemos sido bastante exitosos en materia de persecución de carteles, es aplicar la ley. Y en la aplicación de esa ley es justamente que hicimos esta investigación y a diferencia de la de los papeles -que fue una investigación que se tradujo en un requerimiento-, esta no, porque en nuestra apreciación recibimos los antecedentes cuando ya estaban prescritos. Pero de nuevo, para tener una diligencia en esa materia, tuvimos que precisar si los efectos de ese acuerdo se mantuvieron con posterioridad a 2009”.

—Y las críticas que reciben desde la ciudadanía y de las instituciones, ¿cómo las reciben?

“Nosotros compartimos la molestia de la ciudadanía en todo lo que dice relación con infracciones a la libre competencia, en parte por el trabajo que se ha hecho no solamente en la Fiscalía Económica sino también del Tribunal de la Libre Competencia. Este es un país que este tema es sensible, y que hay mucho mayor conciencia de todos los actores del mercado. Entendemos que se produce esa molestia y nosotros tenemos que actuar rigurosa y técnicamente en base a lo que se establece en nuestro ordenamiento y leyes, en base a las facultades que tenemos y lo que hemos hecho es que hicimos esa investigación y a diferencia de otras, en esta no se logró porque recibimos los antecedentes cuando ya estaban efectivamente prescritos”.

—Un tema sensible fue la filtración de esta información y usted ha sido el foco de las críticas respecto a esto. ¿Va a continuar en el cargo?

“Yo tengo un profundo compromiso con la FNE. Yo llevo siete años acá, incluso empecé, ya llevo dos gobiernos, y mi período termina en agosto del 2018, podría estar en tres gobiernos y nos sentimos muy comprometidos y creemos que lo que hacemos es muy importante en lo que es la defensa y la promoción de la libre competencia, así que yo entiendo que uno como servidor público tiene momentos menos buenos que otros, y entiendo la molestia de la ciudadanía cuando se da cuenta de acuerdos o cualquier tipo de infracción de libre competencia y tenemos que seguir haciendo el trabajo en forma seria y rigurosa. Tenemos que seguir ganando los casos, obteniendo resultados, y tenemos que seguir fortaleciendo el mecanismo de la delación compensada. Tenemos que darle, asegurar el cumplimiento estricto de nuestras normas para seguir desbaratando carteles a futuro. Y ese es nuestro norte, mejorar la economía de mercado en nuestro país y que no existan infracciones a la libre competencia. Y si existen, que los infractores sean sancionados con toda la celeridad de la ley”.

Fuente:T13.cl

loading...