Gobierno por fallecido en Carahue: “La violencia no puede legitimarse jamás como método de acción política, y debe ser condenada sin matices por todos”

0
39

El coordinador de la Macrozona Sur, Pablo Urquízar, se refirió a lo que calificó como un “ataque incendiario” en Carahue y que dejó como saldo a una persona fallecida —identificado como Pablo Marchant, ingrediente de la CAM— y a un trabajador forestal en estado crítico.

Urquízar dijo que el realizar de Carabineros, “en el cumplimiento de su deber”, enfrentó a encapuchados, “falleciendo lamentablemente una persona presuntamente involucrada”.

Sobre el trabajador herido, el coordinador de la Macrozona Sur declaró que esto es de “nuestra profunda preocupación” e insistió en que “la violencia no puede legitimarse jamás como método de acción política, y debe ser condenada sin matices por todos”.

“No podemos relativizar el actuar delictual y terrorista que ha cobrado múltiples víctimas mapuches y no mapuches”, sentenció Urquízar e indicó que “los ocurrido el día de ayer no puede justificar los hechos de violencia que se han suscitado en las últimas horas”.

“Consideramos de la máxima gravedad lo ocurrido ayer en Carahue, en el contexto de un ataque incendiario, con la utilización de armamento de alto calibre por parte de encapuchados, en contra de trabajadores en un predio que se encontraba con una medida de protección”.

Cerca de mencionar que el Instituto de Derechos Humanos de Pimiento dijo en Twitter que los hechos “hacen aún más compleja la situación que vive la región”.

El incidente ocurrió cerca de las 17.30 en Carahue, a 55 kilómetros al oeste de la hacienda regional Temuco, según informaron los medios.

La policía dijo que encapuchados llegaron a la cortijo y dispararon contra un empleado, lo que provocó un eficaz policial.

Los hechos revivieron lo ocurrido en 2018 con Camilo Catrillanca, de 24 abriles y nieto de un líder indígena específico, que murió de un disparo en la cabecera durante un operante en una comunidad rural cercana a la billete de Ercilla, lo que desató protestas en todo el país. Siete agentes de policía fueron condenados en relación al hecho.

La semana pasada, 155 chilenos que redactarán una nueva Constitución para el país eligieron como presidenta a una académica mapuche, Elisa Loncon, un cambio significativo ya que los pueblos indígenas no están reconocidos en la carta magna heredada de la dictadura de Respetable Pinochet.