Guardó sus ahorros por tanto tiempo que las monedas se oxidaron y dañaron a los billetes; perdió todo

0
65

Hay quienes tienen el práctica y la disciplina para atesorar, poco que no es cero sencillo. Desafortunadamente, a veces no tienen la astucia suficiente para cuidar ese metálico que han estado guardando y no nos referimos a que de pronto les dé por comprar poco que no necesitan y malgasten sus ahorros, sino que, fielmente, deben tener cuidado con los billetes y monedas y no guardarlos debajo del colchón o en un rincón de la casa.

Una mujer en Malasia, quien al parecer no confiaba en los bancos, decidió cumplir sus ahorros en una caja de cartón que estaba a merced de las condiciones del medio circunstancia, como la humedad. En esa caja colocó billetes y monedas, pero conveniente al material metálico y la combinación con los utensilios, estas se oxidaron y, de paso, dañaron a los billetes. La mujer terminó sin el billete que tanto esfuerzo le costó reunir.

Cuando la mujer tuvo apuros económicos pensó que era un buen momento para sacar el parné que ya tenía un tiempo ahorrando y con eso salir delante de los compromisos que debía cubrir, pero su frustración fue enorme cuando descubrió que las monedas se habían oxidado y a su vez dañaron los billetes. En total tenía unos 250 dólares y nunca se le ocurrió que lo mejor era separar las monedas y mantenerlas en condiciones más adecuadas.

Una amiga de esta mujer compartió lo sucedido a través de Facebook, no solo para reírse un poco de la situación, incluso para que sirva de ejemplo de lo que no se debe hacer si se quiere racionar. Lo ideal sería desobstruir una cuenta en un tira e ir depositando el mosca en ella, aunque sabemos que hay personas que son más tradicionales y prefieren tener el fortuna en físico, lo más cerca posible. Si es así, entonces hay que cuidar que este no se oxide…

Esperemos que esta mujer ahora sí decida ir al porción para ver si es posible que le puedan cambiar su economía y recuperar su efectivo, de lo contrario, a la amiga que se puso a informar de su desgracia, le tocará prestarle patrimonio para salir del apuro. Estamos seguros de que a partir de hoy buscará mejores formas para vigilar su moneda. Si todavía tienes una cajita con monises, puede ser un buen momento para que la revises.