Hombre roba un auto y choca con una mujer que también robó un auto; el destino los llamó

0
100

Como si fuera parte de un relación o de una película, la policía de Newberg, Oregon detuvo a un hombre y a una mujer, ladrones de autos. Lo increíble de esto es que cada uno conducía el transporte que se acababa de robar, pero en un descuido, o en una barrabasada del destino, chocaron entre sí y fue cómo las autoridades los pudieron atrapar.

Randy Lee Cooper, de 27 abriles se había robado un Toyota Land Cruiser, por lo que el propietario hizo la denuncia frente a la policía que iniciaron la investigación hasta que dieron con el transporte y comenzó la persecución por las calles de Newberg, hasta que el mangante se estrelló contra otro automóvil.

Kristin Nicole Begue, de 25 abriles, quien iba bajo el influjo del bebida y las drogas, conducía un Buick que se había robado, en lo que parece una mala pasada del destino para los dos ladrones, pero un contratiempo de suerte para los policías, quienes atraparon a dos delincuentes al mismo tiempo.

En la mañana del 5 de julio de 2020, los oficiales de policía de Newberg-Dundee respondieron al noticia de un sospechoso que acababa de robar el Toyota Land Cruiser de una víctima. Los oficiales localizaron el transporte robado momentos a posteriori, mientras conducía por la ciudad. El sospechoso intentó eludir a la policía por el centro de Newberg y estrelló el Land Cruiser contra un Buick Regal ocupado, cerca de E. Franklin y College St.

Los oficiales detuvieron al sospechoso del Land Cruiser, pero luego se enteraron de que el Buick Regal igualmente fue robado, en un crimen no relacionado del que se había informado unas tres semanas antiguamente. Se descubrió que la conductora del Buick robado estaba bajo la influencia de intoxicantes y incluso fue arrestada.

-Reporte de la policía

De acuerdo al Sección de Policía de la ciudad, esto es poco inédito, no sólo en su zona, sino que no tienen conocimiento de que haya sucedido poco así en todo Estados Unidos, por lo que creen que ya forman parte de un acontecimiento histórico, y es seguro de que no lo olvidarán quia. Siquiera los ladrones.