La OMS concluye que el coronavirus es de origen animal y no se creó en un laboratorio

0
44

La Estructura Mundial de la Vigor (OMS) dio inicio a una investigación en Wuhan para dar con el origen del virus SARS-Cov2 y esta ya ha llegado a su fin.

Existe mucha expectativa con respecto al tema, pero se han presentado muchas situaciones poco accidentadas, como confirmación de ruedas de prensa a solo minutos de ser celebrada. Aun con todo esto, se ha descartado la idea de que la enfermedad pudo suceder sido originada en un laboratorio de dicha ciudad.

Esta teoría era firmemente apoyada por el expresidente de los Estados Unidos Donald Trump, pero se ha gastado totalmente desacreditada por la comunidad científica. Sin requisa, aún no hay una respuesta definitiva que indique de dónde proviene el virus. De hecho, la otra teoría que se barajó en un principio referente a que el coronavirus pasó de un animal al ser humano ha obtenido nuevos avances.

El principal de la Delegación Internacional de Científicos de la Estructura Mundial de la Sanidad, Peter Ben Embarek, quien es experimentado en seguridad alimentaria, ha mencionado que los esbozos que se tenían acerca del origen del virus no han cambiado mucho, pero que sí se ha aprendido mucho sobre la enfermedad, así como obtenido una mejor comprensión del comportamiento de esta.

La investigación acerca de esto ha estado asediada por la polémica, política y retrasos. De hecho, tardó aproximadamente 13 meses en dar inicio.

La información recabada fue presentada en una rueda de prensa con un postergación de casi tres horas, en ella se encontraban 14 científicos de talla internacional y su equivalente de doméstico china, que seguramente serían quien confrontarían y replicarían la información presentada. Esta información dio a conocer las conclusiones a las que se llegaron a posteriori de cuatro semanas de ardua investigación en Wuhan, que fue donde se originó el primer epicentro de la pandemia.

Esta solo es una primera parte de la investigación, pues originalmente se indagación hacer investigaciones más extensas, con más tiempo y detalladas en diversas áreas geográficas para conservarse al fondo de cómo es que el virus se trasmitió al humano.

Las presentaciones corrieron a cargo de cada delegación, pero aun así, se llevó a final de guisa conjunta y cada equipo hizo hincapié en aspectos diferentes.

Por ejemplo, Liang Wannian, de la delegación china, quien es representante de la Comisión Doméstico de Sanidad, dedicó más tiempo a presentar datos que sustentan la hipótesis de que el virus no surgió en China. Mientras que Ben Embarek enfatizó la condición de estudiar más a fondo los animales de los mercados de Wuhan.

Todo el trabajo que se ha hecho sobre el virus y la identificación de sus orígenes sigue apuntando a un reservorio animal.

-Ben Embarek

Su teoría se enfoca en que el virus pasó de una especia a una intermedia y, después, al ser humano. Adicionalmente, consideran que es muy poco probable que el virus haya sido creado y diseminado en un laboratorio.

Estos expertos hicieron visitas al Instituto de Virología de Wuhan, pues este fue señalado por Donald Trump para aceptar a punta investigaciones sobre el caso, pero concluyeron que no era posible que el virus se haya originado ahí.

Por otro flanco, las investigaciones realizadas por la delegación china indican que el virus llegó a sus fronteras a través de productos congelados provenientes de otros lugares del mundo, ya que han antitético restos de virus en envolturas de estos productos, defendiéndose con este argumento de las declaraciones que se han hecho con respecto a que la infección se originó interiormente del comarca chino.

Siguiendo con el debate, incluso se ha dicho que es probable que el virus pueda sobrevivir en ambientes helados, pero no se comprende del todo que puedan trasmitirse a los humanos, por lo que se considera necesario examinar animales salvajes congelados que hayan estado contaminados para efectuar si pueden ser factores potenciales que contribuyan a propagar la infección.

Otra cosa que incluso hay que mencionar es que el mercado de Huanan de Wuhan comerciaba con una amplia serie de productos cárnicos de distintas especies, vendiendo animales domésticos y salvajes vivos para su sacrificio y consumo. Algunas de las especies que son más sospechosas de ser portadoras del virus son los conejos, hurones, las ratas de campo y las de bambú.

Se señala todavía que sí hubo casos en el mercado que apuntan a que ahí se originó el virus. Sin requisa, esto no es del todo claro, pues aunque podría ser un foco de contagio, hubo más contagios simultáneos en otras partes del país. De hecho, es probable que las próximas investigaciones sean dirigidas al puesto de proveniencia de los animales como países del sureste oriental, que son lugares aledaños de China y tienen especies sospechosas como murciélagos.

Otro apunte que igualmente está en la mesa es que no hay indicios de la presencia del virus registrado antaño de diciembre, lo que no determina si fue propagado antaño de este mes.

De igual forma, en investigaciones subsecuentes se analizará si el virus pudo estar presente en otros lugares del mundo semanas o meses antiguamente de lograr a China y fueran dándose los casos positivos adecuado a que hay algunas indicaciones de que la infección pasó desapercibida por otras regiones y no se informó de guisa inmediata.

Sinceramente no se ven tantos avances y, más que carencia, parece que nadie quiere hacerse responsable de lo sucedido. Creemos que con todo esto sí es posible tener gran información, pero todavía es bueno contar con información que pueda ser comprobada y esté desenvuelto de toda disputa.