Ladrón intenta robarle el celular al campeón mundial de Muai Thai y se arrepiente de inmediato

0
86
loading...
loading...

Como la delincuencia está a la orden del día, los criminales creen que pueden robarle el teléfono a cualquiera y proyectar impunes. Pero este tonto descuidero eligió muy mal a la víctima de su intento de atraco.

Imagina que te encuentras en una plaza al púgil profesional y seis veces campeón de Mauy Thai, Youseff Boughanem. Tal vez le pedirías su hológrafo o una fotografía, pero a nadie se le ocurriría intentar asaltarlo; bueno, a casi nadie.

Youseff estaba esperando a uno de sus amigos en una plaza de la ciudad de Ixelles, un empleo cerca de Bruselas. Revisaba su celular, cuando un tipo se acercó a él por su espalda y le quitó su teléfono.

Con reflejos de peleador profesional, Youseff le soltó dos bofetadas a su asaltante. Entonces, el cleptómano se metió la mano a la bolsa y el campeón pensó que iba a sacar un arsenal; así que le dio un robusto puñetazo en el rostro que lo noqueó.

Creí que iba a sacar una cortaplumas o un cuchillo cuando vi al descuidero apropiarse las manos al faltriquera. Esa fue mi primera reacción para defenderme.

Obviamente el tipo cometió en un error y no supo a quién quiso asaltar. El desgracia del campeón fue tan duro, que le fracturó el cráneo y tuvo que ser enviado directo al hospital.

Youseff causó polémica en los medios por su reacción. Mientras algunas personas creen que fue una defensa legítima, otras más piensan que hizo probidad con su propia mano – con su propio puño, en este caso. Pero mientras la gentío opina, la sinceridad es que el campeón sí fue marcado de un delito de lesiones por el impacto.

El asaltante todavía se recupera en el hospital y posteriormente tendrá que carear el cargo de intento de robo. Insuficiente ratero tonto; todavía tiene que contraponer a la neutralidad, luego de que un campeón peleador le dio una dura disciplina.

loading...