Los tres puntos clave que explican por qué Falabella vale el doble que Cencosud en la bolsa

0
535
loading...

Por Cristián Rivas N.

Falabella y Cencosud están de moda esta semana. Ambas, porque algún representante de sus respectivas familias controladoras salió al mercado a agenciárselas medios, mediante la traspaso de un porcentaje minoritario de su décimo. En Falabella lo hizo la clan Del Río, que se desprendió ayer del 2,17% que controlaba a través del liga Inder, mientras que en Cencosud, la traspaso del 5% de Horst Paulmann está prevista para este viernes.

A simple traza, Falabella y Cencosud, pueden parecer dos empresas muy similares. Se trata de dos grandes compañías del retail, controladas por capitales chilenos. Trabajan áreas de negocio muy similares, incluyendo tiendas por área, mejoramiento del hogar, supermercados y centros comerciales. Y asimismo han ido creciendo con fuerza a través de Latinoamérica en las últimas décadas.

Pero al escudriñar un poco más, asimismo afloran diferencias evidentes. Como el hecho de que Falabella —firma controlada por las familias Solari y Del Río— tiene hoy un valencia financiero cercano a los US$ 18.000 millones, más del doble de los US$ 8.000 en que se mueve Cencosud, la compañía manejada por el patrón Horst Paulmann. De hecho eso quedó en evidencia con las dos operaciones que sus accionistas están realizando en esta semana. la comunidad del Río reciio por el 2,17% de Falabella US$ 378 millones, mientras que la clan Paulmann calma percibir US$ 400 millones por el 5%. ¿Por qué esta diferencia?

Crecimiento agresivo v/s un posicionamiento cauto

En el mercado, el descomposición que hacen distintos operadores es coincidente. Un primer punto a tener en cuenta es la valorización de ambas compañías en los últimos cinco abriles. El subgerente de Organización de Euroamérica, Andrés Galarce, explica que mientras la hecho de Falabella muestra un retorno de 11% desde 2011 a la momento —ayer cerró en $4.788,5—, el papel de Cencosud exhibe en el mismo indicador una caída de 37,5% en ese período. Ayer esta actividad cerró en $1.792,4.

Esta evaluación del mercado se fundamenta principalmente en la forma de crecimiento que ha tenido cada una de estas empresas en el período descrito. “Cencosud ha sido una empresa más ambiciosa en términos de crecimiento, bastante agresiva en sus movimientos, pero algunas de esas transacciones no han sido tan buenas. Por Carrefour en Colombia se pagó muy caro, lo que empeoró sus indicadores financieros, y su apuesta en Brasil no ha dado buenos frutos por la recesión en que cayó ese país. En el otro lado, Falabella se percibe como una empresa mucho más cauta y conservadora en su crecimiento en la región, casi siempre con un socio local y de a poco”, describe Galarce. 

Este punto todavía es destacado por Cristina Acle, analista senior de BanChile, que destaca que en el crecimiento de Falabella se observan decisiones más pausadas y con socios locales. El final de los ejemplos es su aterrizaje en México con Soriana, con quien desarrollará en conjunto los negocios de mejoramiento del hogar y servicios financieros (CMR) en ese mercado.

Interiormente de este crecimiento asimismo hay diferencias en los mercados en que ha ido recalando cada uno. El punto en que se pone más intensidad es la concentración. Por ejemplo, Galarce recuerda que Cencosud obtiene el 30% de sus ganancias totales en Argentina —país que recién comienza a aventajar sus problemas político-económicos—, mientras que para Falabella ese mercado representa tan pronto como el 4% o 5% de sus utilidades.

Diversificación en las líneas de negocio

Acle destaca como otra de las diferencias más visibles los distintos caminos en diversificación que han seguido ambas compañías. “El negocio financiero de Falabella tiene gran relevancia en los resultados de la compañía y en el caso de Cencosud prácticamente no tiene relevancia”, describe.

Para hacerse una idea de lo distintos que son estos retailers hilván mirar la composición de sus utilidades. En Cencosud, el 50% de sus ganancias proviene del segmento supermercados, el 20% del radio de centros comerciales y un 15% del rubro de mejoramiento para el hogar. La diferencia la engloban tiendas por área y servicios financieros.

Falabella en tanto tiene una composición mucho más diversificada y con cuatro áreas de negocio muy marcadas: el negocio financiero y CMR implican el 31% de sus ganancias, seguidos por el segmento de centros comerciales (Mall Plaza), con 29%, mejoramiento del hogar, que tiene 23% y tiendas por área, con 13%.

“Falabella  posee fundamentos que respaldan una mayor resiliencia respecto de sus comparables”, destacan desde BCI Corredor de Bolsa. “Su alta diversificación tanto en segmentos de negocios como en países donde posee operaciones, lo que en conjunto con su liderazgo en eficiencia, le entrega mayor resiliencia relativa respecto de otras compañías del sector ante periodos de debilidad en la economía”, describe el noticia preparado por la analista de Estudios Corporate & Investment Banking, Verónica Pérez Lavin.

Premio al management

El tercer y final punto que la mayoría destaca es el modo de ejecución de sus equipos ejecutivos.

Mientras la figura de Horst Paulmann es descrita como de un “carácter fuerte” y con equipos que han rotado más en el tiempo, a Falabella se le describe como una empresa más estable. “Siempre al mercado le ha gustado el management de Falabella y lo ha premiado. Ejecutan proporcionadamente los proyectos, siempre están creciendo y tienen mucha estabilidad”, dice un analista que prefiere no ser mencionado.

Eso sí, siendo justos, agrega que la aparición de Jaime Soler y Rodrigo Larraín a la dirección genérico y de finanzas respectivamente en Cencosud, ha caído correctamente en el mercado. Coincidentemente, desde entonces el precio de la influencia ha tendido a remontar aunque sigue congruo castigada, acota. 

Fuente:T13.cl

loading...