Maestra es despedida por tener OnlyFans; su esposo quería parte del dinero, se puso celoso y la delató

0
52

En el mundo presente no se puede conducirse de un sólo trabajo, por lo que muchos buscamos segundos y hasta terceros empleos que nos ayuden a remunerar las cuentas a fin de mes y que nos dejen poco extra para ahorrarlo, gastarlo o invertirlo. Sin incautación, son pocas las opciones de trabajo que nos permiten existir sin tanta carga física y mental, así como llevarlo a lado desde la comodidad de nuestra casa.

Proporcionadamente dicen que todo depende de nuestra profesión, indigencia y deseo, y a pesar de su apretada memorándum, esta maestra decidió rasgar una cuenta en OnlyFans para tener un ingreso extra.

Amy Kupps, una maestra de 32 abriles que trabajaba en una secundaria de Carolina del Septentrión, en Estados Unidos, decidió rasgar una cuenta en OnlyFans a posteriori de que su consorte la animó a hacerlo, pues pensaba que solo así podrían triunfar un poco más de mosca para solventar sus gastos. La maestra de Historia declaró que llegó a cobrar 150 000 dólares por el contenido que compartía para la plataforma.

Nunca había pensado en ese tipo de cosas hasta que mi cónyuge me animó como una forma de comenzar a percibir hacienda extra. Rápidamente lo entendí y fue tan bueno tener a mi consorte apoyándome. Él me ayudó siendo mi fotógrafo y pensábamos en contenido nuevo juntos.

Pero lo que empezó como un trabajo en equipo, acabó mal. Mientras Kupps obtenía más atención y más seguidores, los celos del cónyuge igualmente iban creciendo, por lo que difundió las fotos de Amy y reveló su cuenta delante las autoridades de la escuela secundaria en donde ella trabajaba.

El marido de Amy reveló la atrevida cuenta en una reunión escolar a otro padre de clan, quien la llevó a los directivos que decidieron suspenderla. Pronto toda la escuela se enteró y Amy tuvo que renunciar, pues no sentía que hubiera otra opción para la situación en que se vio envuelta.

Mi consorte no podía soportar que hubiera hombres en ringlera que me mimaban con regalos mucho más caros que él.

Posteriormente de esto, Amy confrontó a su cónyuge, quien no negó deber sido el responsable de que se supiera sobre su segundo trabajo. Amy declaró que su consorte se sentía muy celoso de los regalos carísimos que le ofrecían algunos seguidores y con los cuales él no podía competir. Tras la confrontación, Amy y su consorte se divorciaron en 2020 y ahora ella dilación poder resolver su problema con alumnos y padres de clan de la mejor guisa para regresar a las aulas en enero.