Mañalich no cede ni un centímetro: “Una cuarentena total es un absurdo, una medida desproporcionada”

0
149

Pese a los llamados de los alcaldes y de especialistas, el ministro de Vigor Jaime Mañalich no está dispuesto a ceder ni un centímetro en su posición respecto a la proclamación de cuarentena en Pimiento producto de la crisis del coronavirus.

Entrevistado en 24 Horas, el secretario de Estado fue enfático en señalar que pedir la medida es poco “completamente insensato e innecesario”.

Durante la etapa, un rama original de 56 alcaldes de distintas comunas que van desde Arica a Punta Arenas, y de distintos sectores políticos emitieron una carta dirigida al Presidente Sebastián Piñera argumentando la obligación “urgente de ocurrir cuanto antiguamente a un estado de cuarentena obligatoria doméstico”.

La misiva es transversal y lleva las firmas  tanto el corregidor de Valparaíso, Jorge Sharp (Frente Amplio), de Recoleta, Daniel Jadue (PC) y de La Pintana, Claudia Pizarro (DC), pero todavía del corregidor de Santiago Felipe Alessandri (RN), de la misma coalición gobernador.

Sn bloqueo, el ministro dio un portazo a tal idea, señalando que “el daño que se produce es mucho mayor que el beneficio que se busca” y argumentó que “lo que se está diciendo es absurdo, una medida desproporcionada”, precisando que tanto la OMS como expertos no la recomiendan.

Mañalich todavía apuntó a los alcaldes, señalando que “lo que están proponiendo, algunos con afanes populistas otros con afanes electorales, es una insensatez completa”.

Sus declaraciones se alinean con las del ministro del Interior Gonzalo Blumel, quien sostuvo más temprano que “los alcaldes no pueden tomar medidas que van más allá de sus atribuciones”.

“No existe algo así como la cuarentena municipal. Quién decreta esas medidas es la autoridad sanitaria, así está establecido en la ley. Así que el llamado a las personas que nos siguen en estos momentos es que se guíen fundamentalmente por lo que establece la autoridad sanitaria, el ministerio de Salud”, dijo el titular de Interior.

Como Gobierno, “se han tomado medidas, se van a seguir tomando, pero lo principal es que estas medidas se adopten en cojín a criterios sanitarios y cuando sean más efectivas para el cuidado de la población”, sostuvo el cabecilla de junta.

Pero la distancia entre el Gobierno y los alcaldes no se quedó a nivel de declaraciones, porque en La Moneda hubo un tenso momento. Mientras el ministro de Salubridad, Jaime Mañalich, y el corregidor de Periodo Central, Rodrigo Delgado se dirigían a los periodistas para el extensión de una mesa social por la pandemia del coronavirus (Covid-19), el presidente comunal de Puente Detención Germán Codina se puso a discutir a un costado con Blumel. De pronto, un comentario del secretario de Estado molestó a Codina, quien simplemente se dio media dorso y se retiró de la conferencia de prensa.

Los argumentos de Mañalich

Con todo, Mañalich intentó dar argumentos para negarse a la cuarentena, señalando que esta implica “toque de queda de 24 horas, con vigilancia marcial y policial en las calles, con presidio de quienes no lo respeten, que se va a prolongar por el tiempo por lo menos durante tres meses”, afirmando que “un país que no quería nada de tropas en la calle, hoy clama porque tenga militares, armados, uno en cada puerta”.

“Ha habido una desinformación gigantesca. Decir cerremos la ciudad, en toque de queda. ¿Qué pasa con nuestros adultos mayores, con la campaña de vacunación, con la alimentación? (…) porque en esa parte de la ciudad viven ancianos que viven solos, no va a haber recolección de basura, acaparamiento masivo de productos (…) Es una cosa realmente de consecuencias tremendas que en España acaba de fracasar, no solo porque es impracticable, sino porque es completamente insensato e innecesario”, dijo.

El debate adicionalmente ha derivado al plano jurídico, porque en una argumento que podría sentar un precedente, el presidente del Consejo Regional del Colegio Médico de Pimiento, doctor Ignacio de la Torre, y el rector de la Universidad de Valparaíso, Aldo Valle, interpusieron en la Corte de Apelaciones de Valparaíso un petición de protección de garantías constitucionales para que se decrete al menos por catorce días cuarentena en la zona en medio de la contingencia del coronavirus.