Papá alfa photoshopeó las aburridas fotos de sus bebé y el resultado es digno de ver

0
187
loading...
loading...

Es popular que los padres de grupo compartan fotografías de sus hijos, sobre todo cuando son bebés, en las poses más bonitas posibles. Pero Matt MacMillan, de Delran, Nueva Chaleco, no quiso ser tan pesado, así que transformó a su pequeña Ella en una atleta espectacular, gracias a Photoshop.

Matt es ingeniero y entusiasta a la fotografía, y con su hija descubrió la forma de probar más con la captura de imágenes, adicionalmente de mandar un mensaje para que más mujeres se integren al mundo deportivo.

Alyssa MacMillan, su esposa, incluso participa apoyando para que las imágenes salgan lo mejor posible. Es un trabajo en grupo.

Matt MacMillan y Ella

Cuando era más inexperto siempre ponía los luceros en blanco con los padres que llenaban sus redes sociales con infinitas fotos de sus bebés, así que me dije a mí mismo que cuando tuviera hijos haría todo lo posible para que mis fotos fueran divertidas e interesantes.

Para ese momento había incursionado en Photoshop y pensé que la haría parecer que estaba haciendo cosas que los bebés positivamente no podían hacer todavía.

Matt MacMillan y Ella

A través de Instagram comparte las fotos de Ella, quien ahora ya tiene dos abriles y ha sido la protagonista de esta historia gráfica, sin retener todavía de qué se tratan positivamente los deportes.

Matt MacMillan y Ella

Ella ha comenzado a formarse lo principal de algunos deportes reales. Es conveniente buena para patear una pelota de futbol y balancea un bate de beisbol, pegándole a pelotas de plástico en una cojín.

Seguimos trabajando en los aspectos básicos del impulso: a veces la pelota va allí y otras veces va en dirección a antes.

Matt MacMillan y Ella

Aunque verdaderamente parece que no le atraen tanto los deportes:

A Ella le encanta ser graciosa y crear su propio jerigonza. Sus pasatiempos favoritos son interpretar libros, divertirse en el patio de recreo, construir con Play-Doh, colorear y pintar, sobre todo cosas abstractas, como se pueden imaginar.

Matt MacMillan y Ella

Pero no todo ha quedado ahí sino que mientras compartían fotos de Ella se enteraron de que tendrían otro hijo, solo que antiguamente de que pudieran planear sus fotos llegó el pequeño Ryan, con solo siete meses de preparación y un peso de 1.5 kilogramos.

Al ser prematuro surgió el concepto de mostrarlo como cualquiera “maduro”, así que puso manos a la obra en una nueva serie de fotografías, ahora con Ryan como protagonista.

Matt MacMillan y Ryan

Esta serie muestra a Ryan haciendo cosas de hombres “un poquito” más grandes, con la idea de demostrar que de prematuro no tiene mínimo sino que puede hacer cualquier cosa.

Matt MacMillan y Ryan

Si perfectamente todo esto es divertido, requiere de esfuerzo y paciencia para encontrar las poses y los gestos exactos, para luego componer la fotografía.

Matt MacMillan y Ryan

Rasurándose, pronto para cortar el pavo… en fin, en diferentes actividades de todo un adulto.

Matt MacMillan y Ryan

Si el objetivo era tener fotografías de sus hijos que no fueran como las que asiduamente vemos, tenemos que proponer que ¡lo logró!

Matt MacMillan y Ryan

Ahora todavía no tienen ni idea de lo que sus padres están haciendo, pero seguro cuando crezcan un poco más y vean estas fotos se van a divertir.

Matt MacMillan y Ryan

Y esperemos que aunque crezcan les siga tomando fotografías, o quién sabe, tal vez pronto llegue un nuevo bebé para continuar con esta tradición…

Matt MacMillan y Ryan

loading...