Pasó 36 años construyendo un canal en la montaña para llevar agua a su pueblo

0
62
loading...
loading...

Huang Dafa durante muchos abriles fue considerado un esquizofrénico en su pueblo,  Guizhou, en China, pero ahora es el héroe de esta ciudad, pues gracias a él podrán sobrellevar el problema de sequía que los aqueja, y encima se ha convertido en un símbolo de que, cuando sueñas poco y te empeñas en conseguirlo, a pesar de todo, puedes lograrlo.

Hace 36 abriles sugirió construir canales, a lo liberal de 10 kilómetros, entre una montaña, para que el agua llegara a la comunidad. Le dijeron que eso era impracticable, pero no se dio por vencido y comenzó con la obra.

Por supuesto, tuvo algunos traspiés, así que decidió estudiar ingeniería, y cuando concluyó los estudios, ya tenía un esquema aceptablemente definido de lo que iba a hacer, yuxtapuesto a un camarilla de colaboradores, que tenían que amodorrarse en la parte suscripción de las montañas y en laderas, en jornadas que en ocasiones no tenían refrigerio.

Huang Dafa

La obra inició en 1959, y  el demarcación no es mínimo ligera, por lo que tardó 36 abriles, tiempo en el cual, muchas veces tuvo que permanecer en la montaña, trabajando, por lo que no pudo asistir al funeral de su hija y su nieto, y eso demuestra el nivel de compromiso que tenía con su obra, que finalmente buscaba un beneficio comunitario, no personal.

A los 53 abriles, Dafa solicitó trabajo en el Sección de Aguas de una ciudad cercana, donde adquirió más conocimientos, mismos que aplicó en la montaña, para rescatar a su comunidad, pues por descuido de agua, poco a poco se quedaba vacía, sin oportunidades de desarrollarse.

Huang Dafa

Solicitó un poco más de 9 mil dólares al gobierno chino para alcanzar su objetivo, y de a poco, algunos miembros de la comunidad empezaron a cooperar, hasta conseguir liderar a un clase de 200 trabajadores, siempre poniendo el ejemplo, pues al principio, solo, empezó a picar la piedra de la montaña.

La obra se concluyó en 1995, y desde entonces, el pueblo empezó a desarrollarse: se construyeron carreteras, se amplió la red eléctrica, y más obras de beneficio, con lo que la población empezó a crecer.

Huang Dafa

Dafa, ahora de 89 abriles, se ha convertido en el héroe de su pueblo, y todavía recorre de vez en cuando algunos tramos del canal para cerciorarse de que el agua fluya correctamente.

Los sueños se cumplen, si se trabaja para ellos, y si son en beneficio de la comunidad, saben mucho mejor…

loading...