Por qué sentimos culpa y arrepentimiento (y por qué los expertos creen que hay que superarlos)

0
441
loading...
loading...

“Me arrepiento de no haber estudiado más en la universidad y, en vez de eso, haberme acostado con cerca de 50 tipos”.

“Me arrepiento de haber llamado ‘retardado’ a mi hermano y haberme burlado de su discapacidad. Eso le hizo mucho daño”.

Éstas son algunas de las confesiones anónimas que personas de aproximadamente del mundo han dejado en el portal de internet SecretRegrets, donde muchos se acercan a compartir confesiones en respuesta a una única, perturbadora pregunta: ¿cuál es el veterano retractación de tu vida?

“Me arrepiento de una y cada una de las decisiones que tomé en mi vida”, dice un beneficiario.”

Me arrepiento de no haberle sido infiel a mi esposa cuando pude. Ella lo hizo diez abriles posteriormente y estoy pagando las consecuencias de ello”, agrega otro.

Pero, ¿qué es la yerro, el retractación? ¿Por qué lo sentimos? ¿Por qué lo confesamos frente a el malogrado de internet y no a nuestros familiares o amigos?

“La mayoría de las acciones sobre las que personas sienten algún tipo de arrepentimiento son aquellas por las que se sienten responsables, y que cuanto más piensan en ellas más les generan sentimientos de rabia, culpa y vergüenza”, le dijo Thomas Gilovich, profesor de psicología de la Universidad de Cornell, en Estados Unidos, a la BBC.

“Cuando la gente habla de sus mayores arrepentimientos, por lo general son asuntos que estaban bajo su control”, agregó.

Muchos de esos arrepentimientos llegan hasta el curso de homicidio.

Aliviando el dolor

¿De qué es lo que más se arrepiente la clan?

Es difícil de precisar. Sin incautación, la enfermera Bronie Ware escribió un volumen sobre el tema, titulado “Los cinco mayores arrepentimientos de las personas cuando mueren”, a posteriori de acaecer ocho abriles trabajando como asistente de enfermos terminales.

Lo más hermoso de este trabajo es que cuando afrontas la asesinato no hay diálogos sobre cosas que no tienen sentido. La relación con mis pacientes siempre fue de mucha honestidad”, le dijo Ware a la BBC.

Para ella hay cinco áreas en las que se podrían agrupar las culpas que perturban a quienes transitan sus momentos finales.

  1. No proceder como hubieran querido, sino como otras personas esperaban que vivieran: atender a los mandatos familiares, de la sociedad, el país, el estamento crematístico.
  2. Aplicar mucho tiempo al trabajo y no activo acabado un contrapeso entre su vida gremial y su vida social o abierto.
  3. No activo expresado sentimientos de una forma honesta y muchas veces no activo tenido la valentía de sostener lo que querían.
  4. El deseo incumplido de acaecer estado más en contacto con sus amigos.
  5. No haberse permitido ser más felices.

“Una de las cosa que más me impactaron fue el dolor con el que las personas se refieren a esas culpas. Me hizo reflexionar sobre el hecho de que uno no puede pasar por ese sufrimiento en esos momentos finales”, agregó.

Para el psicólogo Gilovich, esta clasificación tiene sentido, en tanto refleja cómo van cambiando las percepciones de la incumplimiento a través de los abriles.

“Los arrepentimientos son más comunes cada vez que nos hacemos más viejos”, señaló el diestro.

“Y en el corto plazo, la gente se arrepiente de cosas que hizo. Pero en el largo plazo, cuando se les pide que miren hacia atrás, lo cierto es que las personas se arrepienten más de las cosas que no se hicieron”, añadió.

Fallo toda la vida

Para Kevin Hansen, el creador de SecretRegrets, la principal razón por la que más de 50.000 personas han confesado sus secretos en su website es porque sienten que allí no serán juzgados.

“Muchas de las personas que relatan sus culpas secretas tienen ganas de hacerlo desde hace rato y aquí encuentran la confianza suficiente para sacarse del pecho eso que los angustia de alguna manera”, le dijo Hansen al programa de la BBC The Why Número.

“Y la conclusión a la que llego es que la mayoría de los arrepentimientos tienen que ver con las relaciones personales: clan, amigos y, sobre todo, simpatía”, agregó.

Sin bloqueo, no todos experimentan el retractación y la yerro en igual porción, por una multitud de variables.

De acuerdo las experiencias de Ware y Hansen, hay personas que viven atormentadas por sus culpas y otras a quienes no les importa demasiado lo que hicieron y puede sobreponerse a los propios sentimientos negativos.

Ahora, ¿cuál debe ser la forma de afrontar nuestros arrepentimientos? ¿Hay una derrotero de argumento para ser más felices en el liberal plazo?

Para el profesor de filosofía y recatado de la Universidad de Berkeley J. Ray Wallace, hay que apañarse el recuento sobre la forma en que afrontamos el proceso del retractación.

“Creo que es poco saludable estar en los dos extremos. No está admisiblemente estar atormentado por la delito y que eso no te permita dar un paso delante en tu vida”, le dijo Wallace a la BBC.

“Pero tampoco está bien pasar por encima de los arrepentimientos como si nada te importara, porque demuestra un gran temor a afrontar los problemas”, señaló el escolar.

 


Fuente:T13.cl

loading...