Protestan frente a la embajada de EEUU por decisión de Trump sobre Jerusalén

0
346
loading...
loading...

Unas 2.000 personas se manifestaron ayer frente a la embajada de Estados Unidos en Pimiento y se enfrentaron a las fuerzas especiales de Carabineros, en protesta contra el anuncio del presidente Donald Trump de escudriñar a Jerusalén como la hacienda de Israel.

Los manifestantes se apostaron en la bordillo opuesta a la sede diplomática, portando cientos de banderas y varias pancartas en las que se podía acertar “Alto al Genocidio”, “Palestina es libre” y “Trump, Jerusalén es Palestina”, entre otros.

Sin confiscación, a medida que el número fue aumentando, la policía no fue capaz de contenerlos y las personas se tomaron la avenida, lo que obligó a Carabineros a utilizar el carro lanza-agua y comenzaron a intervenir las fuerzas especiales.

La mayoría de ellos portaba el popular Kufiyya, un pañuelo que se suele resistir envolviendo la comienzo de diversos modos, el cuello o en los hombros, símbolo de la lucha palestina por la dispensa.

El pasado 6 de diciembre, el presidente de Estados Unidos, Donald Trump, rompió el consenso internacional sobre Jerusalén al reconocerla como haber de Israel y ordenar que se traslade allí la embajada estadounidense, postura que disparó la tensión en la región y comprometió el papel de Washington como mediador de paz.

En un discurso desde la Casa Blanca, Trump convirtió a Estados Unidos en el único país del mundo que reconoce como haber de Israel a Jerusalén, y trató de suavizar el contratiempo que eso supone para los palestinos al resolver, por primera vez, su apoyo a una alternativa de dos Estados.

El corregidor de Recoleta, Daniel Jadue Jadue, arquitecto y sociólogo de origen palestino, dijo a Efe que “esta es una manifestación en rechazo a la declaración de Donald Trump de declarar a Jerusalén como capital de Israel”.

“Con dicha decisión se ha puesto al margen del derecho internacional y Estados Unidos ha perdido la capacidad de ser un mediador confiable”, añadió Jadue quien confirmó que la policía detuvo a una persona.

Señaló que en Pimiento hay al menos un 2 % de palestinos que no están dispuestos a ser agredidos. “Vamos presionar de manera de que Israel ponga fin a la ocupación”, dijo.

Delante la arremetida de la policía, muchos de los manifestantes comenzaron a caminar hasta el frontis de la embajada de Israel, situada a unas tres manzanas de la sede diplomática de Estados Unidos.

Allí comenzaron a vociferar “asesinos del pueblo palestino”, mientras la policía hacía ingentes esfuerzos para que los manifestantes no ingresaran al edificio donde se ubica la delegación israelita.

Actualmente, más de un 78 % de los territorios palestinos están ocupados por Israel, y más de cinco millones de palestinos han sido desplazados de su hogar.

Un tercio de los que se han marchado habita en campamentos de desterrados, según calculó en 2013 la Agencia de Naciones Unidas para los Refugiados de Palestina en Oriente Próximo.

Pimiento -que reconoció en enero de 2011 a Palestina como un Estado “libre, independiente y soberano”- acoge a la anciano comunidad palestina (unas 300.000 personas) fuera del mundo árabe.

El Consejo de Seguridad de la ONU adoptó en diciembre de 2016 la resolución 2334, que obliga a Israel al cese inmediato de todas las actividades en el departamento palestino ocupado, incluido Jerusalén Uruguayo.

El Gobierno de Israel se manifestó contrario a la determinación de la ONU y ha decidido ignorar el llamada del organismo encargado de ayudar la paz y seguridad en el mundo, continuando la expansión de los asentamientos considerados “ilegales” por el Derecho Internacional.

loading...