Ray-Ban Stories, los primeros lentes inteligentes de Facebook con los que podrás tomar fotos y grabar videos

0
48

Mark Zuckerberg acaba de anunciar estos anteojos que parecen sacados de una película de espionaje o de agentes secretos. Los nuevos Ray-Ban Stories son antiparras inteligentes que conservan el diseño clásico de la marca y que muchos íconos de la música han usado en la última lapso.

Estos increíbles anteojos cuentan con dos cámaras frontales de cinco megapíxeles cada una, que te permitirán memorizar videos de hasta 30 segundos y tomar fotografías para compartirlas instantáneamente en tus cuentas de Facebook, Instagram y WhatsApp.

Los quevedos tienen un pequeño clavija de captura en la parte superior de la varilla, pero incluso puedes activar la cámara por comando de voz. Encima, tienen integradas dos pequeñas bocinas en la parte inferior de cada varilla, que te permitirá tomar llamadas, escuchar música o podcast.

Zuckerberg dijo que los anteojos tienen como prioridad la privacidad. Adicionalmente, cuentan con un interruptor de encendido que señala cuando están funcionando y cuando no. El creador de Facebook asegura que una vez apagados, los quevedos no pueden tomar ni una foto o video.

Estos nuevos anteojos costarán 299 dólares, aproximadamente de 6000 pesos mexicanos, y serán lanzados en Italia, Estados Unidos, Australia, Canadá, Reino Unido e Irlanda. Pero llegarán pronto a otros países del mundo. Hasta el momento se encuentran disponibles en 20 diferentes diseños y colores.

Por su parte, Rocco Basilico, de EssilorLuxottica, encargado del diseño de los Ray-Ban, dijo que la tecnología de Facebook fue integrada al diseño clásico de los Ray-Ban, prismáticos que han sido parte de la civilización pop por décadas y que han sido símbolo de vaco expresión.

Parece que Facebook se ha unido a una empresa que maneja un perfil de seriedad y cierta contracultura para suavizar las acusaciones de saldo de información privada y sus “fallas” en la privacidad de los usuarios.

Los nuevos gafas con Ray-Ban son una tecnología emocionante porque la habíamos trillado en películas, pero habrá que esperar los usos que se le den y las consecuencias que vengan con su entrada al mundo. La verdad es que ver a Marck Zuckerberg con los gafas puestos da un poco de mala peso. ¿No creen? Técnicamente no tiene falta de malo, pero como que poco no cuadra.