Sube tensión por Ingreso Familiar de Emergencia: Gobierno cierra la puerta a subir monto y desde la oposición advierten que “no podemos seguir en la mezquindad”

0
133

El monto del Ingreso Conocido de Emergencia sigue siendo la piedra de tope entre Gobierno y la concurso para sacar delante el esquema. La propuesta del Ejecutor entregará a los beneficiarios un monto de $65 mil pesos, representando un compra fiscal de US$ 802 millones. Sin requisa, la concurso cree que desde La Moneda pueden estrujar más el faltriquera y aumentar el monto, en concreto a $80 mil pesos.

Esto lo ha preciso en reiteradas ocasiones el presidente de la comisión de Hacienda, senador Jorge Pizarro (DC), quien, anejo a otros senadores de examen, como Ricardo Lagos Weber y Carlos Montes insistieron que lo anunciado por el Gobierno para apoyar a los trabajadores informales era un fondo de US$ 2.000 millones y que este esquema ministerial sólo significaba un consumición de US$ 802 millones.

“Le hemos planteado al Gobierno una mejora a la ayuda estatal para las familias más vulnerables, lo que implica aumentar el costo del proyecto. Se anunciaron 2 mil millones de dólares y aquí sólo se está proponiendo un proyecto de ley que gasta 802 millones de dólares, o sea 40% de lo anunciado”, indicó Pizarro.

En esa sarta, el falangista agregó que “los más afectados por COVID-19 en la Región Metropolitana y el resto de país son las comunas populares, en las cuales el porcentaje de trabajo informal es altísimo. Si queremos ganarle la pelea a esta pandemia, se debe mejorar el apoyo a los 2,7 millones de trabajadores para que puedan realizar las medidas preventivas y no arriesguen su vida por no tener apoyo económico”, mantiene.

“Esos recursos están, el Presidente Piñera el 8 de abril el ofreció a todos los chilenos en esta condición, 2 mil millones de dólares y solamente están planteando un subsidio que llega a 800 millones. Entonces, ¿qué esperamos?, hay que aumentar el Subsidio”, insistió.

Respecto la propuesta de la examen en la Comisión de Hacienda, el senador detalló que “le hemos propuesto un incremento per cápita de $65.000 a $80.000 mil pesos, lo que significa un apoyo mensual de $320.000 para una familia de 4 personas que están en 60% de familias más vulnerables”, recomienda.

“Este aumento debe ser ahora que se entra en cuarentena en un mayor número de comunas afectadas, no podemos seguir en la mezquindad, pirquineando una cantidad de dinero que a la gente le hace mucha falta”, explicó Pizarro.

Sin bloqueo, esta propuesta, manteniendo la contemporáneo cobertura del plan -o sea más de 1.800.000 hogares- significaba acaecer de un consumición fiscal de US$ 802 millones a US$ 1.200 millones fue rechazada, ya que el ministro de Hacienda, Ignacio Briones descartó “aumentar el gasto fiscal, el proyecto no aumentará su informe financiero de US$ 802 millones”.

Este portazo a la propuesta opositora generó molestia en los senadores opositores que participaron en la sesión, quienes consideraron que la respuesta estatal “fue un portazo a una propuesta razonable, que tiene financiamiento y que es urgente porque el COVID-19 en la Región Metropolitana se propagó hacia comunas populares donde hay muchos trabajadores informales, que necesitan apoyo social efectivo y digno; dar un apoyo mensual de $320.000 a las familias más vulnerables es razonable, pero el Gobierno de Piñera sigue con medidas a goteo”.

Al ser consultado si va a apoyar el texto, el parlamentario insistió que “tal como está el proyecto y si mantiene esta lógica de creer que de a poquito van a solucionar el problema, yo no lo voy a apoyar”.