Subsecretaria Paula Daza justifica la fórmula del Minsal para las cuarentenas: “Tenemos que lograr que las personas se vayan enfermando progresivamente”

0
151

La subsecretaria de Sanidad Pública, Paula Daza, explicó los criterios que tiene el Empleo de Salubridad (Minsal) para fijar qué zona del país entra en cuarentena total oportuno al coronavirus.

En entrevista con el diario La Tercera, Daza afirmó que existen tres criterios para decretar cuarentenas parcializadas: variación de la incidencia, lugar de los contagios y una ponderación sanitaria, que, en combinación, definen la pertinencia de paralizar una zona y confinar a sus residentes.

Estas variables se mantendrán, según Daza, hasta que exista una vacuna para todo el mundo, o hasta que todos los chilenos estén contagiados y recuperados, desarrollando la inmunidad.

“Lo importante es disminuir la propagación del virus, que se dé lentamente. Si hoy día ponemos una cuarentena total en el país y nos quedamos todos en las casas, primero que todo es impracticable, porque las personas y el país tienen que seguir subsistiendo. Pero si hipotéticamente pudiéramos estar un mes en cuarentena, probablemente no nos infectaríamos, pero ¿una vez que se levante? Vamos a seguir todos susceptibles a poder infectarnos y podríamos contagiarnos todos juntos. Hoy, el que nadie se infecte es imposible; entonces, tenemos que lograr que las personas se vayan enfermando progresivamente, para que los servicios de salud puedan dar adecuada respuesta”, indicó.

Es proponer, el Gobierno estima que todos los chilenos se van a contagiar, “hasta que aparezca una vacuna. Hay que pensar que tenemos tres grupos. Los susceptibles, que al momento de llegar el virus, lo era el 100% de la población chilena. Hoy, hay un número de contagiados determinado que pueden contagiar a un tercero. Ellos deben permanecer en sus casas. Pero también hay un grupo que ya se enfermó y se recuperó, y que, por haber tenido el virus, dejan de ser una persona que puede contagiarse y contagiar. Esas personas ya pueden circular libremente y estar inmunes. Es como si tuvieran la vacuna”.

Esta inmunidad no tiene aniversario exacta de duración, pero en el Minsal manejan “la información de los coronavirus antiguos, como el Sars o el Mers, y se dice que la inmunidad podría durar varios meses, años. Pero sí se sabe que cuando la persona cumple 14 días de haber iniciado los síntomas, ya podría estar de alta o recuperada, es decir, deja de ser contagiante. Por eso dijimos que vamos a ir de poco, estas personas se van a a ir contagiando de a poco, va a haber un grupo de personas que va a ir saliendo (de la enfermedad) que ya no corre riesgo de contagiarse y de contagiar, y otro grupo de personas, todavía sensibles, que son las que tenemos que ir monitoreando para que esta propagación del virus sea lenta”.

Sobre los pacientes que han sido dados de suscripción y han vuelto a contagiarse, Daza duda que en estos casos se trate efectivamente de un renuevo de la enfermedad: “No se sabe si son reinfección. A nivel internacional, lo que muestran los estudios es que hay personas que a posteriori del día 14 tienen una PCR positiva, que es el examen que te dice que el gen del virus está positivo. Nosotros la hacemos al principio, cuando la persona esta con síntomas. Y si sale positivo y decimos que es contagiante y debe quedarse 14 días en su casa. Pero ha habido casos donde se le hace examen al final y sale la PCR positiva. Entonces dicen ‘esta persona todavía esta contagiada’. Pero cuando cultivas ese gen, se ve que está inactivo, es proponer, te sale positivo porque aún tienes restos del gen, pero no precisamente esa persona es contagiante, eso no se ha podido demostrar”.

Las variables

Sobre los criterios que maneja el Gobierno para decretar cuarentena, está la variación de la incidencia, la delimitación de los contagios y una ponderación sanitaria.

El primero, en palabras de Daza al citado medio, hace narración a “el número de casos nuevos por población, y a eso llamamos incidencia. Es distinto que haya 10 contagios en una población de un millón, a que sean 10 donde viven 100 personas. La vigilancia epidemiológica se hace de lunes a lunes, así es que desde muy temprano se desmenuza la situación, comuna a comuna. Por eso, normalmente los anuncios se hacen los días martes”.

La segunda “es un mapa de todo Chile donde vemos cuántos casos hay por kilómetro cuadrado. Es muy distinto tenerlos dispersos a que estén concentrados en un lugar. Para eso, los casos positivos los georreferenciamos por domicilio y podemos ver, por ejemplo, si en Puente Alto el 90% de los casos están en un cuadrante, entonces se define que ese sector se tiene que dejar en cuarentena. Al georreferenciar por cuadrante, se pueden establecer los casos nuevos por kilómetro cuadrado”.

Y finalmente, la ponderación “es una variable sanitaria, que considera la presencia de adultos mayores, la vulnerabilidad social, la cantidad de enfermos crónicos y el acceso a los servicios de salud. Nosotros tenemos en nuestros registros a la población con enfermedades crónicas, cardiopatías, eso se cruza. También, el Ministerio de Desarrollo Social tiene un buen mapeo territorial de los adultos mayores que usamos”.