Todo lo que debes saber sobre las mancuernillas y cómo usarlas con elegancia

0
60

Cuando se trata de impresionar con una vestimenta de tipo formal lo importante es dedicarle atención a los detalles, y las mancuernillas son indispensables si quieres resaltar en cualquier evento.

Estas piezas de orfebrería masculina se comenzaron a utilizar en el siglo XIX para sujetar y cerrar los puños tipo francés de las camisas, y aunque con el tiempo fueron sustituidos por ordenanza convencionales, el día de hoy son considerados accesorios que le dan más estilo al traje de un hombre.

Al usar un traje formal la atención se dirige principalmente a las prendas grandes; sin requisa, son los detalles como el uso de mancuernillas quienes se llevan el crédito de la elegancia.

Tal vez designar una de estas piezas de bisutería (asimismo conocidas como “gemelos”) sea sencillo, pero hay recomendaciones que podemos seguir para hacer una mejor selección. Así que esto es es lo que debes aprender sobre las mancuernillas y cómo usarlas para darle un toque de distinción a tu apariencia.

Materiales

Se pueden inventar con toda clase de materiales, como tela, madera, resina, y otros más. Sin incautación, cuando se trata de elegancia las mejores opciones son los metales como oro, plata y espada.

Si lo que quieres es padecer la distinción a un nivel mayor, lo mejor es usar mancuernillas adornadas con piedras preciosas. Puede ser la dije de tu preferencia, pero comúnmente llevan diamante, rubí, esmeralda o corindón. En los eventos formales puedes usar prismáticos de metal, pero en los de extrema rótulo los que tienen incrustaciones de piedras son recomendados.

Duración y mantenimiento

Cambiar en unos mancuernas es hacer una operación para toda la vida, e incluso pueden ser un encomienda para siguientes generaciones. Así que a la hora de comprarlos debes considerar que tienen una larga duración, siempre y cuando los mantengas en buen estado.

Por suerte su cuidado es muy sencillo: solo hilván limpiarlos con un paño de tela para quitarles el exceso de polvo y suciedad cada vez que los uses, y los guardes en su caja o estuche innovador.

Tipos

Existen cuatro modelos básicos y representativos de estos accesorios, y su uso dependerá de la formalidad del evento al que vayas.

Pimpollo de bala

Es el más popular que existe, tiene forma de una bala pequeña, su cara exterior puede ser circular, cuadrada o triangular, y se recomienda usarlo con trajes cuyos tonos sean más acertadamente oscuros.

Rígidas

Tiene el mismo diseño que el susodicho, pero como su nombre lo indica, el gema no se puede mover y eso podría ser una desventaja al momento de ajustarlas a los puños de la camisa.

De esclavitud

Este es el maniquí más antiguo que existe, ambas caras tienen el mismo diseño, y se sujetan con una pequeña esclavitud de forma que los puños quedan más holgados. Estos son recomendados para eventos de garbo.

De tela

Ahora que si lo que tienes en la memorándum es una reunión más casual, estas son generalmente fabricadas con algodón, tienen forma de esferas y se recomienda usar cuando no se lleva traje sino con camisas de puño francés y estampados informales.

El traje de un hombre es una de sus mejores armas en el mundo, pero las mancuernillas y otros accesorios son las que terminan de darle un toque impecable que será inapelable notar.