Van Rysselberghe firme junto a Hasbún: “Muchos de nosotros hemos sido hasta formalizados y hemos podido demostrar nuestra inocencia”

0
131

A través de un mensaje vía WhatsApp, dirigido a los parlamentarios de su partido, la presidenta de la UDI, Jacqueline van Rysselberghe, rompió el silencio tras los severos coletazos que ha generado su cerrada defensa al exdiputado Gustavo Hasbún en medio de la indagatoria por corrupción con los contratos del MOP en La Araucanía.

La senadora se encuentra de holganza, mientras su partido ha conveniente desavenir situaciones complejas como la atrevimiento del ministro de Capital, Lucas Palacios, de suspender su militancia en la tienda –incómodo por el trato preferencial brindado a Hasbún. A esto se sumaron las declaraciones de Joaquín Lavín, principal carta presidencial del partido, cuestionando las “defensas corporativas” en el gremialismo.

En su mensaje, divulgado por Emol, la presidenta de la UDI pide poner paños fríos al tema, señalando que estas diferencias internas “solo ayudan a nuestros adversarios”. “Lamento profundamente la polémica que se ha generado por los medios de comunicación y creo, por el bien de nuestro partido, que debiéramos tratar que esto no escale”, indica.

Pero acullá de retroceder en sus dichos, la senadora insistió en su defensa de Gustavo Hasbún, argumentando que “creo profundamente en la presunción de inocencia de las personas y por lo mismo creo que todos tienen derecho a defenderse, sobre todo cuando hay dos versiones sobre un hecho”.

Incluso Van Rysselberghe lo llevó al plano personal, al consolidar que “muchos de nosotros hemos sido acusados injustamente, incluso imputados y hasta formalizados y prácticamente todos hemos podido demostrar nuestra inocencia, sin que nuestros pares nos condenen antes que la Justicia”, aludiendo a su historial como imputada en el caso Asipes, una de las aristas del caso Corpesca.

Respecto a la situación del ministro Palacios, la senadora señaló que “el congelar o no la militancia en una situación de esta naturaleza, es una decisión súper personal y en la historia reciente de nuestro partido distintos militantes han tomado decisiones diversas a este respecto”. Sin embargo, sostuvo que “no comparto que el hecho de hacer valer la presunción de inocencia y permitir que las personas se puedan defender no nos convierta en un ‘club de amigos’ ni nada que se le parezca. Creo que plantear cosas como esa, a través de la prensa, solo puede ayudar a nuestros adversarios y desviar nuestras energías de los grandes desafíos que debemos enfrentar este año”, recalcó.