Vandalizan un mural de Black Lives Matter; se hacen virales y la policía los atrapa

0
147

El dominio que se vive en Estados Unidos hoy en día no es muy animador; entre la pandemia de coronavirus que azota al mundo impávido y las recientes protestas sociales en contra del racismo y la brutalidad policiaca, parece que la sociedad estadounidense se ha dividido en dos bandos: quienes apoyan el movimiento Black Lives Matters, y quienes no.

Por si aún no se enteran, Black Lives Matters es un movimiento social que escudriñamiento la igualdad de derechos para las personas de color, quienes han sido deliberadamente perseguidas a través de los abriles, y recientemente asesinadas a manos de policías blancos, como el fresco caso de George Floyd o Breonna Taylor.

El punto es que hay personas que se oponen al Black Lives Matter, argumentando que, en todo caso, todas las vidas importan y no solo las de los ciudadanos afroamericanos. Esta ideología es promovida, sobre todo, por partidarios republicanos con ideologías de extrema derecha, quienes han dejado muy en claro que no apoyan y lo mucho que les molesta el movimiento.

El fin de semana pasado una pareja de partidarios del presidente Trump pintaron sobre un mural de Black Lives Matter que se encontraba frente al tribunal de la ciudad de Martínez, en California.  La pintura se hizo el 4 de julio, día de la independencia de los Estados Unidos, pero más tarde ese mismos día, David Nelson y Nicole Anderson vandalizaron el mural vertiendo pintura negra sobre las cultura e intentando cubrir las palabras.

Las imágenes de esta ridícula cuadro se compartieron ampliamente en itinerario, y mucha muchedumbre protestó y pidió a las autoridades que se tomaran cartas en el asunto, pues evidentemente se trataba de vandalizmo, ya que el mural tenía los permisos para mostrarse frente a las oficinas del tribunal, contrario a ellos que no poseían una orden para pintar sobre la frase. Finalmente los responsables fueron acusados una vez que el video llegó a la policía.

Una testimonio emitida por la Oficina del Fiscal de Distrito del Condado de Contra Costa el martes 7 de julio reveló que Anderson, de 42 abriles, y Nelson, de 53, fueron acusados de tres cargos menores por cubrir el mural con pintura negra. Aunque en el video Nelson no aparece pintando la calle, se le acusa de ayudar directamente a la presunta conducta criminal y no detenerla.

pro trump

Encima de ser acusados por un delito de odio, la pareja enfrenta cargos de vandalismo y posesión de herramientas para llevarlo acabo. La fiscal de distrito, Diana Becton, comentó sobre el crimen en un comunicado:

“Debemos chocar la raíz y el subproducto del racismo sistémico en nuestro país. El movimiento Black Lives Matter es una importante causa de derechos civiles que merece toda nuestra atención.

“El mural completado el fin de semana pasado fue una forma pacífica y poderosa de comunicar la importancia de las vidas de los negros en el condado de Contra Costa y el país. Debemos continuar elevando las discusiones y realmente escucharnos unos a otros en un esfuerzo por sanar a nuestra comunidad y país”.

karen pintando

El vírico video muestra a un hombre, supuestamente Nelson, vistiendo una camiseta roja de Trump que decía “Cuatro años más” y filmando cuando la mujer, identificada como Anderson, comenzó a verter pintura negra sobre las saber amarillas. En cierto momento, se le puede escuchar a Nelson respondiendo a los espectadores que preguntan qué pasa, diciendo:

“Estamos hartos de esta narrativa, eso es lo que está mal. La narrativa de la brutalidad policial, la narrativa de la opresión, la narrativa del racismo, es una mentira”. Anderson agregó: “Esto no está sucediendo en mi ciudad”. La policía fue convocatoria a la secuencia, pero entreambos huyeron antiguamente de ser atrapados.

“El mural de Black Lives Matter en Martinez, California, que fue vandalizado el día de ayer ya se limpió el día de hoy”.

Gracias a Dios las autoridades y la comunidad atendieron este acto vandálico y pronto limpiaron y pintaron de nuevo la parte afectada del mural. De ser declarados culpables, Anderson y Nelson enfrentarán hasta un año de gayola en el condado. La oficina del fiscal de distrito explica que los presuntos delitos están exentos de fianza, conveniente a que la oficina de fianzas de condado se encuentra cerrada conveniente a la pandemia del Covid-19.

Bueno, ahora este par tendrá que indisponer a la honestidad por sus malas decisiones. Tal vez no tengan que estar de acuerdo, pero lo correcto sería dejar que las personas manifiesten su inconformidad por temas que verdaderamente están afectando a la sociedad, como la injusticia étnico y la brutalidad policiaca.