«Es una maquinación intelectual decir que la mujer tiene derecho sobre su cuerpo»: las frases de oro de Kast en su paso como diputado

0
41

En su época como diputado de la UDI, José Antonio Kast ya daba cuenta de sus posturas conservadoras en la memorándum de productos y derechos sexuales y reproductivos, las que mantiene hasta hoy: contrario al himeneo igualitario y al pérdida, por ejemplo. En el final debate presidencial, Kast reculó sobre la propuesta de su programa de Gobierno de derogar la ley que despenaliza el feto, la que fue una de sus consignas igualmente en su campaña del 2017. «Si el Congreso aprueba una ley y yo no tengo las mayorías, claramente va a ser ley», señaló en el debate de Anatel.

En su campaña del 2017 escribió en su Twitter: «Bajo mi gobierno, una de las primeras cosas que haré, será abolir esta ley de #malogro. Legislemos sobre las urgencias reales #LaPuraVerdad». En su paso por el Congreso, como diputado, argumentó su voto en contra de la ley, utilizando incluso fotografías de fetos de 12 semanas de formación.

El 16 de marzo del 2016, manifestó que «lo que quieren es desplegar la puerta al engendro vacancia. Sólo una maquinación intelectual puede asegurar que la mujer tiene derecho sobre su cuerpo y que, luego, tiene derecho a atreverse sobre la vida del caprichoso que está en su vientre». Más tarde, el 20 de julio del 2017, dijo que «la nuestra es una sociedad sana que comprende el dolor de una mujer que ha abortado, comprende la desesperación que la puede aceptar a eso, pero igualmente comprende que aquí se está matando a un inocente. Es una sociedad que entiende la diferencia entre lo bueno y lo malo, entiende que se matará a un inocente en el vientre materno. Lo torturarán, lo envenenarán, le amputarán sus miembros sin piedad (…). Lo que están logrando es deshumanizar a las personas y nuestra civilización».

Durante la discusión por la píldora del día a posteriori, todavía tuvo intervenciones, que fueron apoyadas desde las tribunas de la Sala de la Cámara Disminución por miembros de los llamados «grupos pro vida». El 13 de septiembre del 2006, el exmilitante UDI la definió como «la píldora que privilegia el placer por sobre todo; es la píldora del egoísmo; es la píldora que hace residir la sexualidad con miedo a un ser indefenso que está por emanar. A él le tenemos miedo y lo queremos matar con esta píldora».

Mientras, el 15 de julio del 2009 agregó que «la ministra decía igualmente que esta píldora reduce los embarazos de las adolescentes y los abortos. ¿Hasta cuándo se oculta la verdad a los chilenos? Todos los estudios validados en los países en los cuales se entrega autónomamente la píldora, Inglaterra, Suecia, Holanda, España, etcétera, indican que los embarazos y los abortos aumentan en la población adolescente. Pero eso no se dice».

«¿Quizá se dice que con esta píldora se adelanta la iniciación sexual de los jóvenes? ¿Se dice que con ella aumentan las enfermedades venéreas, porque no se usa el preservativo, qué es lo que han propuesto las autoridades? Eso no se dice. ¿Fortuna se les dice a las jóvenes, algunas de las cuales ni siquiera han ovulado, que la píldora es una explosivo hormonal que les podría causar un finalidad dañino? Incluso, la caja dice que la píldora aumenta las posibilidades de desarrollar cáncer. Lo dice la caja, pero no las autoridades», añadió en esa oportunidad.

En sus intervenciones, Kast aludía a la pastilla como eventualmente abortiva, a pesar de que estudios que se comenzaron a realizar desde el año 2000 disipaban esa disertación, la misma que en todo caso usó el Tribunal Constitucional para determinar inconstitucional su entrega. El 6 de mayo del 2008, en entrevista con la Revista Paula, Kristina Gemzell-Danielsson, profesora y PhD del Karolinska Institutet, sostuvo que «no hay absolutamente ninguna evidencia de que el levonorgestrel sea abortivo. En nuestros estudios en curso, que aún no están publicados, examinamos mujeres que usaron levonorgestrel cuando la ovulación ya había ocurrido y no previene la fecundación ni implantación. La exposición a levonorgestrel no afecta el endometrio ni el dificultad».

Identidad de Apartado

A mediados de octubre, en entrevista con Mega, J. A. Kast afirmó que las personas trans y no binarias eran sujetos de derecho. «Sí. De hecho, hoy día se generó una ley, que no es la ley como me habría gustado que quedara, que es la Ley de Identidad de Tipo, pero claramente cualquier persona es digna de derechos y examen en su dignidad», puntualizó.

Sin secuestro, ¿qué dijo Kast mientras se tramitaba esta iniciativa? Tuvo intervenciones polémicas. Cuando el plan estaba en su segundo trámite, el 23 de enero de 2018, el entonces diputado alegó que esta moción atentaba contra el sentido popular.

«Se podrían dar casos increíbles, como el de un hombre que diga sentirse mujer y, conforme a las disposiciones de este esquema de ley, cambie su sexo registral llamativo, pero no cambie su aspecto físico, corporal, ni su presentación personal. Es sostener, el diputado Ojeda y yo podríamos estar aquí, hablando, vestidos como hombres, pero según nuestro sexo registral ser mujeres», expresó.

«Algún que cambia su sexo registral y pasa de ser mujer a ser hombre, podría afirmar que ahora quiere ser sacerdote. Eso atentaría contra lo que establece la exención religiosa, en el caso de la religión católica. Por otro costado, podría tolerar a las distintas iglesias a tener que casar a dos hombres o a dos mujeres, atentando nuevamente contra su autonomía religiosa», agregó.

Pero fue más allá. Reclamó por el concepto de no-patologización que estuvo presente durante el debate, aludiendo a que la persona que accediera a esta ley podría hacerlo bajo depresión o trastorno mental. «¿Qué pasará si una persona que está con depresión decide cambiarse su sexo registral? Por una vez lo puede hacer, pero no podrá retornar detrás. ¿Qué pasará en el caso de las personas que tengan un trastorno mental y vayan al Registro Civil, porque son mayores de tiempo, y soliciten cambiar su sexo registral?», sostuvo.

«¿Qué pasará con los hijos que vayan a tener dos mamás o dos papás? ¿Qué pasará con el casorio cuando un hombre heterosexual se enamora de un hombre que se siente mujer, que luego se transforma y ahora es mujer, y residuo todos sus historial? Ese hombre heterosexual nunca sabrá que no podrá tener hijos con ese hombre que eligió un sexo registral diferente», fue parte de lo que compartió durante el debate.

Casamiento y Divorcio

Durante la discusión del esquema de la Nueva Ley de Boda Civil, o Ley de Divorcio, en una sesión del 10 de marzo del 2004, José Antonio Kast planteó que «hoy, el mundo, en puesto de la bonanza plena a que podría aspirar, está sumido en una gran depresión. Vemos a la Vieja Europa sumergida en la oscuridad. Muchos jóvenes han perdido las ganas de estar. Ya casi no se casan. No están dispuestos a tener hijos por temor a no poder tener una clan como sueñan. Y lo que ha pasado en Europa no es casualidad: es consecuencia de leyes que han ido destruyendo el corazón de la humanidad, que es la grupo y el coyunda. La grupo quia le ha hecho daño a ninguna sociedad en el mundo; no podemos sostener lo mismo del divorcio«, sostuvo.