Argentina abre fronteras con Chile para casos excepcionales

0
87

El Gobierno de Argentina autorizó este martes, mientras rige el suspensión de fronteras por la pandemia del coronavirus, el ingreso de chilenos en casos excepcionales en los que tengan como destino final un circunscripción de su propio país al que solo se pueda penetrar cruzando la frontera.

La Cancillería argentina explicó en un comunicado que, por la naturaleza de las fronteras entre entreambos Estados, hay puntos de Pimiento a los que solo se puede lograr por vía terráqueo atravesando zona argentino y al revés.

En concreto, el comunicado hizo narración a las localidades de Punta Arenas, con más de 120.000 habitantes, y Puerto Natales, con aproximadamente 20.000, ambas situadas al sur del continente en plena Patagonia chilena.

A la inversa, para aceptar por tierra a la provincia argentina de Tierra de Fuego, situada en plena Antártida, los argentinos tienen que atravesar distrito chileno.

Por ello, el Gobierno argentino habilitó el ingreso a través de los pasos fronterizos de San Sebastián, Cardenal Samoré y Huemule.

Oportuno a la pandemia del coronavirus, el Ejecutor destacó que solo permitirán la entrada a “aquellas personas sanas que den cumplimiento a las instrucciones que disponga la autoridad sanitaria nacional”.

Una excepción en la pandemia

La cancillería argentina resaltó en el texto que esta medida es para “casos excepcionales” y que se mantiene con carácter universal “la prohibición de ingreso al territorio nacional de personas extranjeras no residentes en el país”, que rige desde mediados de marzo y se extenderá, en principio, hasta el 1 de septiembre.

Esta valentía se toma en un contexto en el que los dos países se encuentran especialmente afectados por la pandemia de coronavirus.

En el caso de Pimiento, rebasó este martes los 250.000 casos y ha superado a España como el séptimo país con más casos del mundo y registra un total de 4.505 decesos, aunque las autoridades tienen conocimiento de otros 3.069 fallecimientos cuya causa se sospecha que es la COVID-19 pero que no están corroborados mediante un test.

En el otro flanco de la frontera, Argentina experimenta un aumento continúo de positivos por la enfermedad y el pasado lunes se registró un nuevo récord doméstico de casos con 2.146 confirmados para un total de 44.931 contagios y 1.043 fallecidos.