Ladrones aprovecharon la cuarentena para robarse una valiosa pintura de Van Gogh

0
99

La delincuencia no descansa ni estando en medio de una cuarentena masiva por la pandemia de coronavirus, y es que algún aprovechó que los museos están cerrados para robarse una valiosa obra del mismísimo Vincent Van Gogh: Parque primaveral, la casa parroquial de Nuenen en primavera, de 1884.

Esto sucedió en el Museo Singer Laren, situado en la aldea de Laren, en el centro de los Países Bajos. Las salas de este área fueron cerradas oportuno a que el país prohibió las aglomeraciones en lugares cerrados para evitar contagios de Covid-19. Unos ladrones aprovecharon esta situación y sustrajeron la obra que, para colmo, era un préstamo del Museo Groninger, el cual solo tenía esta obra de Van Gogh en su colección… ¡Rayos!

Los responsables de seguridad del Museo Singer Laren han explicado que los ladrones irrumpieron aproximadamente a las 3:15 de la amanecer del lunes, forzando la puerta principal, lo que disparó la amenaza. A pesar de ello, los delincuentes tuvieron tiempo suficiente para robar la obra y salir del espacio.

museo singer

Aunque señalaron que los sistemas de seguridad cumplen con los protocolos de rigor, Jan Rudolf de Lorm, director del museo, dice que trabajará no solo por encontrar a los culpables, sino incluso reforzará la seguridad para que no vuelva a acontecer poco así.

“Esto es adaptado lo que no deseas como director y transmisor cultural. Un cuadro, encima, importante para la comunidad, porque Van Gogh vivió entre 1883 y 1884 con sus padres en Nuenen, donde su progenitor era pastor. El robo es terrible para el museo de Groninger, para el Museo Singer y para todos nosotros, porque el arte es de todos. En peculiar en momentos difíciles como estos”, añadió De Lorm.

Por su parte el director del Museo Groninger, Andreas Blühm, pidió a la sociedad no asustarse por lo ocurrido: “Es muy amargo y espero que lo encuentren pronto y en buen estado”.

museo Groninger

Y es que sí deberían reanimar las medidas de seguridad, ya que no es la primera vez que el Museo Singer Laren sufre el hurto de obras famosas. En 2007 se llevaron siete esculturas del rosaleda, entre ellas un molde de El pensador, la famosa obra de Auguste Rodin, que apareció días posteriormente destrozado.

La policía ha destapado ya una investigación que incluye la revisión de las cámaras de seguridad interiores y exteriores, así como las cámaras de los vecinos del Museo, de guisa que puedan dar con los delincuentes lo más pronto posible.