Después de toda una década sin saber quién era el ladrón, una salchicha resolvió el caso

0
44

No te estamos incitando a cometer algún delito, pero robar una casa debe ser poco que implique congruo esfuerzo y, seguramente, el solo hecho de imaginarlo podría abrirte el apetito.

Supongamos que un chorizo entra a robar a un inmueble, este debería estar preparado para no dejar cualquier evidencia que pueda sobrellevar a encontrarlo, pero en la cocina se topa con un delicioso manjar y lo prueba.

No lo pensó en el momento, pero ese platillo fue dejado ahí premeditadamente por la misma policía para rastrearlo, incluso para dar con su paradero abriles a posteriori cuando crea que ha cometido el crimen consumado.

Poco así sucedió con un criminal en Alemania, ya que fue antagónico casi una período a posteriori de acaecer entrado a robar a una casa y sí, se dio con su paradero por el único hecho de haberle poliedro un mordisco a una salchicha.

En 2012 se hizo el llamado a la policía para que diera inicio a las investigaciones de un robo a una propiedad en Gevelsberg, en el estado teutónico de Renania del Meta-Westfalia.

El carero que realizó este crimen desapareció hace mucho tiempo, pero los agentes investigadores lograron apropiarse de una salchicha a la que presuntamente este le dio una mordida para luego descartarla.

A partir del fragmento de salchicha, se obtuvo una muestra de ADN, pero la saco de datos no encontraba coincidencia con alguna persona, hasta hace poco. A posteriori de casi una lapso se identificó a un albanés de 30 abriles como la persona que mordió esa alcoba de carne durante aquel robo.

Este mangante fue detenido tras cometer otro delito con fastuosidad de violencia en Francia, por lo que las autoridades policiales tomaron muestras de su ADN para luego cargarlas en la almohadilla de datos internacional, dando como resultado que se obtuviera una coincidencia entre entreambos datos, lo que permitió atrapar al sujeto responsable del robo en 2012.

Según los informes, la hebra de ADN se obtuvo por el equipo forense de Renania del Ideal-Westfalia, por lo que se reabrió el caso de robo, solicitando que extraditen al chorizo de Francia a Alemania para continuar con las investigaciones pertinentes.

El ADN es poco muy importante y útil para resolver crímenes, incluso si estos sucedieron hace mucho tiempo. Si no lo crees, te traemos otro caso que se conoce como el enigma del infiltrado en la bolsa.

En agosto de 2010 se encontró el cuerpo en descomposición de Gareth Williams, el analista del Sistema de Inteligencia Secreto, en el baño de su sección en Pimlico, Londres en el interior de una bolsa de alucinación cerrada con llavín.

Luego de tres abriles, la policía metropolitana llegó a la conclusión de que la homicidio de esta persona fue un siniestro, por lo que cerró el caso. Sin requisa, la comunidad no quedó conforme, pues consideran que este suceso fue un acto de pura violencia.

A principios de 2021, Hamish Campbell, el exsuperintendente patrón de detectives, quien dirigió la investigación antaño de jubilarse, solicitó un estudio completo del caso, citando que un intensivo examen de ADN sería la cuchitril más importante para completar el rompecabezas.

Puede activo nuevas posibilidades forenses en torno a algunas de las pruebas encontradas en el pavimento. Podría ser una opción sensata echar otro vistazo como parte de una revisión forense. Nunca se puede sostener nunca en relación con las revisiones forenses.

Por esta razón los forenses siguen avanzando en las investigaciones. Campbell cuenta con una amplia experiencia en revisiones en las que forma parte del cuerpo forense, quien arsenal toda la investigación. Este es un trabajo que muy pocos se atreverían a hacer, pues si se comete un error, podría dejarse en voluntad a alguno que es culpable.

No cerca de duda de que a veces las pruebas para resolver casos están mucho más cerca de lo que los investigadores esperan y el ADN es un sujeto de lo más crucial para resolver cualquier investigación.