Recibió una carta escrita hace 100 años y está buscando al dueño para entregársela

0
67

Siempre se ha dicho que hay retrasos en el servicio postal, y esto es en cualquier parte del mundo, pero en Estados Unidos parece que superaron cualquier récord, ya que recientemente entregaron una plástico postal que fue enviada hace 100 abriles, y por supuesto, la recibió la nueva inquilina de la casa porque su destinatario murió hace mucho tiempo, quien se quedó sin aceptar la postal que le envió su prima desde el 29 de octubre de 1920.

Se trata de una postal de Halloween que una mujer emplazamiento Flossie Burgess envió a su primo Roy McQueen, pero que apareció en el casillero de la dirección escrita ahí a posteriori de casi un siglo. Brittany Keech, quien ahora vive en esa casa en Belding, Míchigan, encontró el giro unido a su correo habitual, y aunque al principio no le puso mucha atención, luego lo meditó con más calma y le pareció raro que en estos tiempos cualquiera enviara una postal.

Posteriormente de revisarla se dio cuenta que había sido enviada en 1920, con la finalidad de que llegara para el día de Halloween, cosa que no sucedió, al menos con el destinatario llamativo, porque Brittany de inmediato compartió el hallazgo en redes sociales con la esperanza de que algún conozca a los familiares de Flossie y Roy, y les pueda entregar la postal que para ellos debe ser un riquezas, así que continuará con la búsqueda de los descendientes de los protagonistas de esta rara historia.

Queridos primos: Espero que esto los encuentre a todos perfectamente. Estamos suficiente aceptablemente, pero mamá tiene unas rodillas terriblemente dañadas. Hace mucho frío aquí. Acabo de terminar mi consejo de Historia y me iré a la cama muy pronto. Mi padre se está afeitando y mi madre me dice su dirección. Tendré que cerrar por esta tenebrosidad. Espero que la abuela y el anciano estén perfectamente. No olvides escribirnos: Roy ya se ha arreglado los pantalones.

—Flossie Burgess

Sobre este caso, un vocero del servicio postal aclaró que este tipo de situaciones pocas veces tienen que ver con su calado, y lo que sucede es que hay personas que encuentran postales y cartas antiguas, o las compran en mercados de cosas viejas, pero no resisten la tentación y vuelve a enviarlas al correo, así que ellos simplemente van y las entregan pues ese es su trabajo, y surgen este tipo de extrañas historias, ya que es poco sorprendente acoger poco así, y más cuando originalmente se envió desde hace un siglo.