Defensora de la Niñez por acusación constitucional contra el ministro Figueroa: “Es muy lamentable cuando se pone primero las consideraciones políticas y luego el interés superior de los niños”

0
35

La defensora de la Comienzo, Patricia Muñoz, se refirió a la incriminación constitucional impulsada por un sector de la concurso en contra del ministro de Educación, Raúl Figueroa, y lamentó que se ponga primero “las consideraciones políticas y luego el interés superior de los niños, y creo que eso es algo muy evidente en este debate”.

En conversación con Emol TV, Muñoz sostuvo que “a mí me parece que es muy lamentable cuando se pone primero las consideraciones políticas y luego el interés superior de los niños, y creo que eso es algo muy evidente en este debate, en esta discusión que ha estado mediatizada precisamente por esta pugna entre supuestamente una idea desde Educación de que vamos más o menos a llevar a los niños a exponerse a un contagio masivo y quienes estarían del otro lado diciendo que eso no es así”.

Agregó que “estamos permanentemente entre que el Ministerio de Educación dice que hay que volver, que el Colegio de Profesores dice que no hay que volver; y ahí, en esa dinámica, estamos, y no haciéndonos cargo de lo que necesitamos”.

Muñoz consideró que en Pimiento se debe replicar lo que se ha hecho en Europa, donde los colegios han sido “lo último en cerrar y lo primero en abrir”. En esa bisectriz, criticó que “plantearse que ningún niño puede volver a clases es algo que no se condice con la realidad, porque hay lugares en el país en los cuales, en términos sanitarios, existe la posibilidad de volver a clases, y acá estoy hablando de colegios públicos y subvencionados, porque los privados, cuando se produce fase 2, retornan a clases; entonces la única brecha que se acrecienta dramáticamente es la de los niños de colegios públicos y subvencionados”.

Asimismo sostuvo que “el plantearse desde el Colegio de Profesores que ‘no volvemos porque no estamos en condiciones’, es una generalización que no atiende al interés superior de los niños y adolescentes”, y subrayó que “tampoco se puede pretender exigirle al colegio una protección riesgo cero que no tiene ninguna otra actividad”.

Sostuvo que “cuando tú analizas, en términos epidemiológicos, que hay establecimientos que tienen las condiciones para no exponer a riesgos adicionales a los niños al volver, tú tienes la responsabilidad ética de que esos niños puedan ir a su colegio”. En ese sentido, enfatizó que “el colegio no es solo lugar donde aprenden a sumar y a restar (…) es donde se produce la interacción, donde generan vínculos, donde se va construyendo identidad y, en algunos casos, también es un lugar donde los niños pueden comer”.

La defensora de la Inicio recalcó que “esta posición de ‘no volvemos’, tajantemente, a quienes afecta a los niños más vulnerables; no podemos exponer a los niños a un costo tan catastrófico como el que están sufriendo en esta materia”.