¿Es cierto que un metabolismo lento es responsable de los kilos demás? ¿Puedes acelerarlo?

0
597
loading...
loading...

La fórmula parece sencilla, si aceleramos nuestro asimilación reduciremos más rápido esos kilos de sobra que tenemos en nuestro cuerpo.

A fin de cuentas, una de las razones que se mencionan cuando se palabra de sobre peso es que algunas personas tienen un asimilación sosegado.

El problema es que no se trata de ecuación matemática en la que 2 + 2 = 4.

Cuando hablamos de asimilación en este sentido nos referimos al “ritmo metabólico en descanso”, que es la cantidad mínima de energía que necesita nuestro cuerpo para soportar a promontorio los procesos químicos en todas nuestras células, que nos permite mantenernos con vida, como la digestión, respiración y el transporte de sustancias cerca de y desde las células.

Es en este proceso que nuestro organismo gasta entre el 50 y el 70% de toda la energía que consume en el día.

Hay varios factores que determinan el asimilación en refrigerio, entre ellos la años, la talla y el nivel de actividad.

Pero si admisiblemente difiere entre persona y persona, pocas personas tienen un ritmo metabólico particularmente detención o bajo, y es inusual que sea un negociador relevante para determinar si eres escuálido o notable.

En todo caso, acelerar nuestro ritmo metabólico en refrigerio puede ser útil. Con el tiempo, fundir unas pocas calorías extra puede ayudar a controlar el peso.

Pongámoslo a prueba

Con esta hipótesis el equipo del programa de la BBC “Confía en mí, soy doctor” realizó un experimentación de ocho semanas en el que dividió a un corro de 28 voluntarios en tres subgrupos.

El primero bebió cada día un litro de agua enfriada en la fresquera a una temperatura de 5ºC.

La idea es que al tomar el agua fría el cuerpo necesita usar energía para aumentar su temperatura en un proceso que se conoce como termogénesis.

El segundo colección tuvo que succionar té verde descafeinado cuatro veces al día. De esta guisa el cuerpo recibiría una dosis de catequina, un químico natural al que se le asigna la capacidad de estimular el ritmo metabólico para malgastar más mantequilla.

Los miembros del tercer congregación hicieron una serie de ejercicios utilizando una lado de resistor para completar una hora de actividad física a la semana.

La idea era aumentar la musculatura y perder poco de potingue. El tejido muscular requiere más energía para mantenerse que el tejido obeso, de forma que eso debería resultar en un aumento en el ritmo metabólico en refrigerio.

Qué pasó

En los dos primeros grupos se registró un irreflexivo cambio en el peso en algunos voluntarios, pero no alcanzó a cambiar el promedio del ritmo metabólico en refrigerio de los grupos.

En entreambos casos, los pocos cambios individuales fueron tan pequeños que el finalidad del agua fría o el té era inapreciable.

Otros estudios con ambas bebidas han tenido resultados similares.

En cuanto en el tercero, un escáner mostró que 7 de los 9 voluntarios aumentaron su masa muscular, lo que a la larga producirá un cambio en su organismo y en su asimilación de continuar con el mismo progreso.

Qué significa

El investigación mostró que cualquier remedio rápido que prometa aumentar el ritmo de tu asimilación para ayudarte a perder peso probablemente no funcione.

El hecho de que no hubo cambios en nuestros dos primeros grupos indica que hay muy pocas cosas que puedes hacer para aumentar tu ritmo metabólico sin esfuerzo, y esta conclusión es respaldada por investigaciones científicas más amplias.

En cambio, el progreso de nuestro liga de examen en sólo 8 semanas es prometedor, y otras investigaciones en este campo incluso confirman que una de las mejores maneras de acelerar tu ritmo metabólico es aumentando tu masa muscular, pues tu cuerpo necesita molestar más calorías para mantenerla.

 


Fuente:T13.cl

loading...